El presidente de la Diputación, que ha participado en el seminario online de SIMED, ha hablado de la colaboración de las administraciones públicas para su impulso y el alivio de la carga burocrática para activar el sector

Ha recordado que el Plan Málaga contempla 70 millones de euros para distintos planes de obras públicas, entre las que se encuentran equipamientos, carreteras, calles y carreteras, actuaciones que generarán 2.000 empleos

El presidente de la Diputación, Francisco Salado, ha destacado que el sector de la construcción debe ser uno de los pilares básicos de la recuperación económica a consecuencia de los efectos del Covid-19 y la importancia del alivio de la carga burocrática para activar el sector, “que junto al turismo seguirá siendo uno de los grandes motores de la economía y del empleo en la provincia de Málaga”. Asimismo, ha recordado que el Plan Málaga de la institución provincial, dotado con 233 millones de euros, contempla 70 millones de euros para distintos programas de obras públicas entre las que se encuentran proyectos en equipamientos, carreteras y calles en la provincia con las que se espera crear alrededor de 2.000 empleos.

Lo ha hecho en el seminario virtual ‘ El sector inmobiliario como instrumento para la recuperación. El rol de la administración’, organizado por el Palacio de Ferias y Exposiciones de Málaga junto a la asociación Provincial de Constructores y Promotores de Málaga (ACP Málaga, que ha contado con la participación de la consejera de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio, Marifrán Carazo; del alcalde de Málaga, Francisco de la Torre; de y los alcaldes de Marbella, Estepona y Vélez-Málaga, María Ángeles Muñoz, José María García Urbano y Antonio Moreno. Ignacio Peinado, presidente de ACP Málaga, ha sido el encargado de moderar el encuentro.

Otro de los temas sobre los que se ha debatido ha sido el del acceso joven a la vivienda, algo que se ha agravado en el escenario actual, como ha precisado Salado. El presidente de la Diputación y alcalde de Rincón de la Victoria ha hecho mención al programa ‘Help to buy’ solicitado por el sector, que ha sido testado en el Reino Unido y que a su juicio “deberíamos ser prudentes a la hora de implementarlo”.

En cuanto a la colaboración público-privada para desarrollar parques de viviendas en alquiler asequible, Salado ha manifestado que como presidente de la Diputación y alcalde de Rincón de la Victoria es algo que ha defendido siempre, y ha recordado la elaboración por parte del ente supramunicipal desde el 2018 los Planes de Vivienda y Suelo para los municipios menores de 20.000 habitantes para ordenar, determinar y programar los suelos y el parque de viviendas obsoletas, vacías y sujetas a rehabilitación que podrían entrar en el ámbito de actuaciones públicas y mixtas de inversión.

El presidente de la Diputación también ha mostrado su postura respecto a los apartamentos turísticos, considerando que hay que armonizar entre turista y residente, imponiendo un control exhaustivo para proteger a los vecinos, sin descuidar la necesidad de plazas hoteleras en algunos municipios, como Rincón de la Victoria, donde hay déficit.

Salado considera que hay mucho por hacer a nivel provincial en materia de actividad residencial turística para fijar población externa que posicione con mayor calidad si cabe este sector económico, como es el replanteamiento de las posiciones conservadoras del modelo de ciudad entendido municipio a municipio, en vez de tener una visión territorial de 180 km de litoral como una ciudad continua; gestión, localización e inversión de grandes sistemas de equipamiento públicos o privados que fortalezcan la consolidación del modelo residencial turístico; potenciación de las actividades y usos en el marco del turismo de interior y la potenciación de la conectividad y comunicación entre los municipios de interior.

Print Friendly, PDF & Email