La repostería es sin duda el área más dulce de la gastronomía. Desde la antigüedad, la preparación de recetas y platos dulces ha estado en constante evolución con diversas técnicas e ingredientes que junto con la imaginación de los reposteros han creado exquisitos platos. Un postre, un pastel, una torta o un bombón de chocolate pueden iluminar un día y hacer feliz a quien lo degusta, en Ayfem queremos aprender este arte.

Aprender y vivir nuevas experiencias

Una de las razones principales es aprender diferentes habilidades y conocimientos con respecto a la pastelería y a través de esto vivir nuevas experiencias. Aprender el uso de ingredientes, técnicas, decoración y diferentes formas de transmitir a partir de tus propias creaciones

Arte y forma de expresión a través del dulce

La repostería es más que cocinar. La repostería se convierte en un arte y forma de expresión a través de lo que se crea, una forma de comunicar y generar experiencias y sensaciones en quien lo consume. ¿A quién no le gusta sorprender a su familia y amigos?

Inspiración y creatividad

Además de expresar, aprender de repostería se convierte en búsqueda de inspiración y creatividad constante. Desde lo más simple y sencillo hasta lo más elaborado, si es realizado teniendo en cuenta los detalles, la presentación, calidad y el sabor con un toque personal ¡será fenomenal! Es importante que te arriesgues a crear variedades de preparaciones, y con la práctica y experimentación lograrás mezclas fabulosas de texturas, formas y sabores.

UN saludo

Enviado desde Correo para Windows 10

Print Friendly, PDF & Email