El Pleno aprueba no percibir el complemento y diferir el pago al primer trimestre de 2015, como “gesto de solidaridad” con el resto de los funcionarios y empleados públicos.

Un “gesto de solidaridad” con todos los empleados públicos que esta Navidad se verán privados de su paga extraordinaria con arreglo al  Real Decreto 20/2012, de 13 de julio. Así defendió el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre la moción presentada en el último pleno ordinario, y por la cual ningún integrante de la Corporación Municipal ni el personal de confianza adscrito a ésta cobrará este emolumento. La renuncia a la paga extra se equipara de esta forma a lo establecido para los funcionarios, que en virtud de esa nueva normativa estatal, verán diferido el cobro del complemento al primer trimestre de 2015. “Valoramos el esfuerzo que han tenido que hacer los empleados de las instituciones públicas de España en estas fechas tan señaladas y, por eso, queremos dar ejemplo someternos a la misma consideración”, afirmó el portavoz del grupo municipal del PP, Gerardo Velasco. El concejal insistió en que el Decreto no implica la pérdida definitiva de la paga, sino una “suspensión transitoria hasta 2015”. PSOE, IU-CA y Electores se abstuvieron, mientras que UPyD votó en contra. Los partidos de la oposición consideraron esta moción como “gesto de cara a la galería”, aunque en su gran mayoría no se mostraron contrarios a la renuncia.
Los populares justificaron la medida el intento del Gobierno central por reducir el déficit público, garantizar la estabilidad presupuestaria y fomentar la competitividad. “Ante una situación extraordinariamente grave como la que vivimos, son necesarios el esfuerzo y la responsabilidad de todos los partidos políticos y de todos los ciudadanos. Es el momento en que todos tenemos que arrimar el hombro para ayudar a nuestro país y estar a la altura de los esfuerzos que se le están pidiendo a la ciudadanía para salir del atolladero financiero. Es momento de dar ejemplo de solidaridad y coherencia desde las instituciones públicas. Si se pide a la sociedad que se apriete el cinturón ante la grave situación económica que atravesamos, los primeros en hacerlo debemos ser los representantes de los ciudadanos”, subrayó Velasco.
A continuación, fue el portavoz y concejal de UPyD, Ramón Guanter, el que propuso otra moción en la que proponía una iniciativa distinta también como gesto de solidaridad, aunque fue rechazada por el equipo de gobierno, por la dificultad técnica de su ejecución.

Print Friendly, PDF & Email