Ribeiro, Monterrei, Ribeira Sacra y Rias Baixas son las D.O encargadas de la reputación vitivinícola en Galicia tanto en la península como fuera de ella.

Que la gastronomía gallega es muy famosa tanto a nivel nacional como internacional es algo que sabe todo el mundo, disponiendo de gran cantidad de elementos a destacar. Los vinos gallegos no son, a priori, lo primero que se nos viene a la cabeza cuando pensamos en ello, pero sin duda se trata de uno de los mercados con mayor prestigio, y que cada vez asciende con más fuerza en Galicia.

Y es que pese a que priori no sea una de las regiones más famosas en cuanto a la cultura popular vitivinícola, sus cinco denominaciones de origen y los tres premios  I.G.P. que ostentan les otorga una reputación cada vez mayor, y a tener muy en cuenta de cara al futuro ya no solo a nivel nacional en la comunidad autónoma de Galicia, sino también en el mercado internacional de los vinos.

Las cinco denominaciones de origen que han llevado al alza este producto en Galicia

Que los vinos gallegos cada vez sean más famosos a nivel internacional no es cosa de suerte, ni mucho menos. El trabajo de toda una tierra enfocándose en ofrecer siempre la mejor versión de sus denominaciones de origen le otorgan un caché más que merecido. Profundizamos un poco más sobre todos ellos para conocer qué podemos esperar por parte de cada uno de ellos a la hora de su consumo.

Vino Ribeiro: Una de las denominaciones de origen más importantes dentro del sector vinícola, y que se conoce desde mucho antes de que aparecieran los consejos reguladores, allá por la época romana. A sabiendas de esto, a lo largo de los años se ha trabajado en Galicia para poder ofrecer una variedad de vino Ribeiro que se adaptase a esta zona en concreto, encontrándonos con opciones tanto de uva blanca como de tinto.

Vino Monterrei: Los vinos con D.O Monterrei son clásicos en el territorio gallego, habiéndose cuidado la fórmula y la técnica de su creación traspasándola a las nuevas generaciones, de forma que éstas pudieran seguir creando un vino en Galicia con denominación de origen Monterrei al nivel de calidad de sus antepasados. Se caracterizan, sobre todo, por su característico toque de sabor amargo al final de cada degustación, dotándoles de mucha personalidad.

Ribeira Sacra: Otra denominación de origen en Galicia con la que nos seguimos enamorando de lo mucho que tiene que ofrecernos en el sector vitivinícola, otorgándonos la posibilidad de degustar sabores únicos a través de sus vinos de cinco D.O distintas. En este caso se trata de una de las más populares, siendo una de las que más popular se ha vuelto de cara al mercado internacional. Destaca la vertiente de vinos tintos, aunque también podemos encontrar grandes blancos con D.O Ribeira Sacra en Galicia.

Rias Baixas: Es lo contrario a lo que ocurre con los vinos de denominación de origen Rias Baixas en Galicia, siendo aquellos blancos los que resaltan por encima de los tintos de forma mucho más destacable en términos generales. Se trata de vinos con mucho cuerpo, y un sabor muy afrutado que, en conjunto con sus destellos dorados y verdosos conforman las características más relevantes de los mismos. A nivel internacional, el Albariño es uno de los vinos gallegos con D.O en Rias Baixas más populares y aclamados.

El futuro de los vinos gallegos está más que asegurado con su creciente popularidad en el mercado internacional, otorgándole cada vez más reconocimiento a la industria vitivinícola gallega. Podríamos decir sin miedo a equivocarnos que el vino gallego está de moda, y esperemos que siga siendo así por mucho tiempo más, afianzándose en el sector.

Print Friendly, PDF & Email