Los comienzos dentro de este ámbito siempre son duros.

La grabación de un corto es sin duda alguna la mejor forma de comenzar tu andadura como director en el mundo del cine, ya que así podrás poner en práctica todos los conocimientos aprendidos en la carrera, o el nivel de estudios de cine cursado, y coger algo de experiencia sobre el terreno. Lo mejor es que tengas una iniciativa totalmente altruista, con la finalidad de mejorar dentro de tu campo y nada más, ya que evidentemente sería muy complicado que sacaras un beneficio económico de tu primer trabajo, con tanta inexperiencia y sin hacerte un nombre en el sector del cine.

Aprovecha para poner en práctica técnicas de bajo presupuesto y que permiten jugar con una gran cantidad de planos, así como a sacarle el máximo provecho a la interpretación de cada sujeto, otorgándole papeles que casen con su aspecto físico o personalidad, ya que te será complicado encontrar actores profesionales, por lo que lo más común es que sean personas las cuáles también busquen mejorar en su propio campo.

Poco a poco, irás mejorando como director, implementando técnicas de un notorio avance dentro del sector cinematográfico, cuya máxima expresión viene dada por el uso de drones en técnicas de grabación para ciertos tipos de escenas en movimiento, o planos de vuelo, para los cuáles ya no se requieren de cámaras de polea ni ningún otro tipo de técnica parecida: ahora este tipo de sucesos son registrados en vídeo por cámaras deportivas, las cuales se añaden a drones de distinta índole, los cuáles echan a volar mientras son controlados por el propio cuerpo técnico.

Cuanto mejor sea el modelo de la cámara en concreto, mayor calidad de imagen y video: sin embargo, no tienen por qué reunir grandes requisitos: tan solo el de ser cámaras deportivas, por lo que podrás escoger cualquiera directamente del catálogo de sitios web como el de Camarasdeportivas10.com y comenzar a grabar con drones desde el cielo para cierto tipo de escenas de la película. Así, la seguridad tanto del equipo de producción del corto, como la de los propios actores, no se verá comprometida en ningún momento, y el proceso de grabación será mucho más rápido.

Una vez practicado con una serie de producciones y cortos para poder encontrar tu propio estilo como director, podrás comenzar a planificar la producción de películas de bajo presupuesto, mediante las cuáles podrás intentar una salida al mercado, distribuyéndola por internet en páginas donde visualizar películas gratis como Peliculasgram, o mediante la vertiente física del medio: es decir, llegar a un acuerdo con alguna sala de cine de tu localidad, y mostrar la película a un grupo selectivo de personas, entre las cuáles se deben de encontrar algunos críticos de cine, para que así puedan dar su opinión sobre la misma, y saber si ha sido bien aceptada tanto por el público amateur, como los expertos en cine.


Quién sabe, si tu trabajo es bueno, y los expertos hacen correr la voz de tu talento, muy próximamente es posible que puedas disfrutar del éxito de Hollywood en tus propias carnes, con estrenos de la misma en medios de alquiler y pago tan famosos como Netflix, Yomvi, etc. O en la propia parrilla de la programación televisiva: no importa si es un canal de pago, convertir tv en smart tv es bastante sencillo hoy en día, necesitando sólamente de un dispositivo externo, con un procedimiento muy parecido al de los decodificadores tras el paso de la televisión analógica a la digital. Si esto sucede, tan solo siéntate en la comodidad del sillón en tu salón, ponte unos buenos cascos para TV por cortesía de Tgusta.es, y recoge los frutos sembrados por tu trabajo y esfuerzo, disfrutando de cómo tu propio contenido ha triunfado, llegando a reproducirse a escala nacional, o inclusive mundial, en plataformas de películas, series y contenido audiovisual de todo tipo.

Print Friendly, PDF & Email