malagaesdiputacionLa Diputación refuerza el área de Fomento por el aumento de las inversiones en la provincia, que este año rozarán los 100 millones de euros en obras.

Unifica las delegaciones de Arquitectura, Urbanismo y Planeamiento, por un lado, y Vías y Obras, por otro, bajo la dirección de Andrés Gutiérrez Istria.
Salado lamenta las “falsedades del PSOE” y recuerda que el PP ha rebajado el número y coste de los cargos de confianza en un millón de € al año, cifra invariable desde 2011.

El equipo de gobierno de la Diputación reforzará el área de Fomento por el incremento de las inversiones en la provincia, que este año rozarán los 100 millones de euros con planes como el de Asistencia y Cooperación, Inversiones Productivas o Especial de Impulso a la Economía. Esta decisión supone la unificación de las delegaciones de Vías y Obras, por un lado, y Arquitectura, Urbanismo y Planeamiento, por otro, bajo la dirección del arquitecto Andrés Gutiérrez Istria.

El portavoz del equipo de gobierno, Francisco Salado, ha explicado que Gutiérrez Istria asumirá al frente de Fomento nuevas responsabilidades y cometidos relacionados con el recuperado carácter inversor de la Diputación, “algo que hemos logrado tras solventar la amenaza de quiebra que dejaron PSOE e IU tras una gestión nefasta y sin ningún tipo de planteamiento de futuro”.

Con la unificación de las dos delegaciones citadas se producen otros cambios, ya que el anterior responsable de Arquitectura, Urbanismo y Planeamiento, Juan Ramón Casero, se incorporará como gerente al Consorcio de Aguas, puesto vacante en la actualidad. El sueldo de Gutiérrez Istria es el mismo que el de Casero, 59.000 euros brutos al año. El anterior responsable de Fomento, Rafael Pinazo, asumirá una responsabilidad técnica en cooperación con Istria.

La plaza del Consorcio de Aguas, ha explicado Salado, “es preciso dotarla porque la Diputación y el Gobierno van a construir 17 depuradoras en el valle del Genal, pendientes para el saneamiento integral, y habrá numerosas obras en los próximos meses y años”. Además, ha lamentado que la Junta de Andalucía no aporte sus fondos “para acabar con un problema que arrastramos en la Costa del Sol desde hace más de cuarenta años”.

Una decisión anunciada hace meses

El refuerzo del área de Fomento, cuyo diputado es Ignacio Mena, responde a la decisión que ya tomó el equipo de gobierno hace dos meses de privilegiar la política de inversiones en la segunda mitad del mandato, “ya superada la crítica situación económica generada por PSOE e IU”, según Salado. Entonces se decidió que el área de Modernización, que engloba a las delegaciones con mayor gasto en infraestructuras -Fomento entre ellas-, adquiriera más importancia y pasara a depender de la vicepresidencia de Francisco Oblaré, también responsable de Gobierno Abierto y Nuevas Tecnologías.

“Ya dijimos en su momento que daríamos más relevancia a las inversiones, y de hecho quiero subrayar que en 2013 vamos a rozar los 100 millones de euros en obras en la provincia, por más que al portavoz socialista le moleste”, ha asegurado Salado. “Si en vez de hacer oposición con actitud destructiva se dedicara a prestar atención a la acción de gobierno, el PSOE sabría que este cambio responde a una estrategia ya anunciada”.
Por último, el portavoz del equipo de gobierno ha rechazado las críticas de los socialistas acerca de los cargos de confianza. “Con el PP hay menos cargos y cobran menos que cuando PSOE e IU gobernaban la Diputación”. En concreto, al comienzo del mandato se redujo su número un 26% y su coste un 20%, lo que equivale a un millón de euros de ahorro al año, o sea, cuatro millones de euros en total. Esta medida permanece invariable desde 2011 y la partida presupuestaria de Personal dedicada a este concepto no ha sufrido modificación alguna desde entonces.

Print Friendly, PDF & Email