image

(Prensa Municipal) Villanova ya ha contactado con la Delegación de Educación para plantear un convenio con el Ayuntamiento para financiar el centro. Se trata de la misma fórmula que se ha empleado para otros equipamientos como el IES Huerta Alta, el de Capellanía o el colegio Torresol   06 de febrero de 2014.-   El alcalde de Alhaurín de la Torre, Joaquín Villanova, ha ofrecido a la Junta de Andalucía la firma de un convenio con el Ayuntamiento para financiar la construcción de un nuevo instituto de enseñanza secundaria en la zona de Taralpe. Villanova ya se ha puesto en contacto con responsables de la Delegación Provincial de la Consejería de Educación para plantear esta propuesta, que consiste en que el Consistorio adelante el dinero necesario para esta inversión, tal y como se ha hecho con otros equipamientos educativos del municipio. Con esta propuesta,  el equipo de gobierno pretende solventar el déficit de plazas que hay en Alhaurín de la Torre para estudiar secundaria y bachillerato. ”Es una fórmula que ya aplicamos con éxito por ejemplo en el colegio de Torresol, en el instituto de Huerta Alta, en el IES Capellanía o en la adaptación del Gerald Brenan. El Ayuntamiento tiene la capacidad económica para adelantar la cantidad que sea necesaria para licitar las obras. No podemos seguir esperando a la Junta de Andalucía, porque es una necesidad que tenemos y a la que hay que hacer frente de una vez por todas”, ha explicado el primer edil. No en vano, han pasado ya diez meses desde que el Consistorio aprobó en el pleno de la Corporación Municipal una moción en la que se instaba a la Delegación de Educación a que construyera un nuevo instituto público en Alhaurín, que sería el quinto de la localidad tras el Gerald Brenan, Huerta Alta, Capellanía y Galileo. La mejor opción para la ubicación del futuro centro sería Taralpe, debido a la expansión experimentada en los últimos años en ese sector. Las actuales infraestructuras educativas son insuficientes y no responden a las necesidades. De hecho, hay que recordar que el IES Huerta Alta se construyó en un principio para albergar solo cursos de la ESO, pero que en la actualidad imparte además bachillerato, ciclos formativos y un PCPI (Programa de Cualificación Profesional Inicial).Respecto al IES Galileo, su déficit de plazas es preocupante porque a día de hoy acoge más grupos que clases se construyeron inicialmente. El Gerald Brenan también aumentó su oferta formativa con ciclos formativos, enseñanza de adultos y PCPI, mientras que el Capellanía incorporó en 2012 un aula específica para alumnos con discapacidad, y para 2013 se aprobaron dos grupos más de bachillerato. La solución propuesta por la Junta de Andalucía en los últimos años para que los institutos puedan albergar a todos los alumnos solo ha sido eliminar espacios comunes que enriquecen la formación del alumnado, como aulas de música, biblioteca, laboratorio o salón de actos. En la moción aprobada en mayo también se planteaba la necesidad de construir además un aulario para terminar de solucionar el problema de la falta de espacio que sufren los alumnos de enseñanza secundaria de Alhaurín de la