(Fotos Ana Rodríguez) Salvador David Pérez pronunció un pregón intimista y reivindicativo, en una austera puesta en escena que se completó con la actuación de la saetera Laura Martín

El Centro Cultural Vicente Aleixandre de Alhaurín de la Torre albergó ayer la sexta edición de la Exaltación de la Mantilla, un evento que organiza el Área del Mayor  del Ayuntamiento y que se ha convertido en uno de los grandes momentos previos a la celebración de la Semana Santa. Con el objetivo de reivindicar esta típica prenda española, tan vinculada a la Semana de Pasión, la celebración volvió a congregar a numerosos vecinos, incluida una representación de la corporación local con el alcalde, Joaquín Villanova, al frente, en un evento que se ha consolidado como referente de Cuaresma en el municipio. Con estética sobria y sencilla, presidida por los guiones de las tres cofradías locales y por una imagen de época,  las mujeres tocadas con la mantilla ocuparon las sillas habilitadas en el escenario.
La pregonera del año anterior, María José Ruiz, introdujo al protagonista de este año Salvador David Pérez, quien hizo una encendida, emotiva e intimista defensa de esta tradición, además de dedicar hermosas palabras a la Semana Santa y a Alhaurín de la Torre. Defendió la figura de la mantilla como símbolo, en una poética alocución dirigida a la mujer que presidía el cuadro central del escenario, pero referente a todas las mujeres.
También hizo referencias a la Semana Santa de la localidad décadas atrás y de cómo se vivían intensamente los Jueves y Viernes Santos.
Durante el pregón, la saetera Laura Martín, acompañada por el sonido de un tambor de la Banda Nuestro Padre Jesús, interpretó varias piezas que fueron muy aplaudidas.
Al término del acto, el alcalde valoró la gran altura y calidad de esta exaltación, “que ha puesto el listón muy alto para los próximos años” y defendió la defensa de “nuestras raíces y nuestra cultura”. Por último, se entregaron placas a todos los protagonistas de la velada.

Print Friendly, PDF & Email