Según la concejalía de TV, son muchas las personas que reclaman copias de los programas  que se emiten en  TV, esto supone un coste a la administración con lo que hay que cobrar por ello, hasta ahí  bien. Y así lo expresamos en el pleno, lo lógico es que esas copias que quieren algunos no lo abonemos todo el resto de ciudadanos, sino quien lo requiere.

El quid de la cuestión, es que para establecer cualquier tipo de tasa, o incluso una modificación, la ley, en este caso, la de Haciendas locales, exige un informe técnico económico en el que se demuestre fehacientemente que el precio de la tasa corresponde a lo que cuesta la prestación del servicio, en este caso, la copia de DVD.

Pues bien, a este equipo de gobierno, no se le ocurre otra cosa que hacer que presentarnos un informe elaborado por un cargo de confianza, muy extraño, más si cabe, cuando el departamento de TV, tiene  funcionarios adscritos a esta área. Así actúa el PP, por un lado hace el paripé de la defensa de los procesos selectivos, recordemos el caso de los cuarenta y tres, y sin embargo no recurre a estos funcionarios para funciones que le son propias por su naturaleza administrativa, la realización de informes obligatorios por ley.

Evidentemente el PSOE no va apoyar esta tasa con dicho informe cuando la vinculación de este trabajador con el Alcalde es una vinculación puramente  de confianza y asesoramiento, por ello lo nombró, además de que dicho informe es un compendio de lagunas e imprecisiones.

Lo más extraño de todo esto, es la prisa para establecer esta tasa, si como dijo la concejala de TV estas copias eran a demandas de las personas que aparecen en Torrevisión por aquello de la ilusión que les hace, no sé, creemos que recaudar van a recaudar más bien poco, porque no me imagino yo al Sr. Alcalde en la cola de información, y solicitando copia…..

Print Friendly, PDF & Email