• · La legislación obliga al Área de Padrón a verificar cuántos vecinos de la UE siguen inscritos. Habrá un modelo de solicitud disponible para ellos. Los técnicos calculan en torno a 850 personas pendientes de constatación

Los ciudadanos comunitarios que en su día se empadronaron en Alhaurín de la Torre tendrán que confirmar si siguen viviendo en el término municipal. Este minucioso proceso de verificación, recogido en la legislación de ámbito nacional, ha sido promovido por el Instituto Nacional de Estadística (INE) en su intento de ordenar y actualizar los censos de población extranjera de los municipios españoles, bajo el prisma de dar de baja a los vecinos comunitarios que lleven cinco años o más empadronados, pero que no hayan notificado movimiento algunos en el Registro de Padrón, lo que técnicamente se denomina “inclusión indebida”. Para ello, el Área Municipal del Padrón, integrado en el Servicio de Atención Ciudadana del Consistorio, hace un llamamiento a todos los extranjeros con residencia habitual y empadronados para que se personen en el Ayuntamiento -planta baja- y cumplimenten un modelo de documento unificado de confirmación, a fin de validar su naturaleza de empadronado. Dicho de otro modo, el Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre , tiene que verificar a los vecinos residentes procedentes de países de la Unión Europea (UE).

Según los técnicos del departamento, algunos extranjeros ya han venido a verificar sus datos, atraídos por la campaña municipal de estimulación del empadronamiento para beneficiarse de los descuentos en el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) con vistas al recibo de 2013. Por ello, la idea es intensificar el barrido y localización de esos vecinos, con mensajes en inglés, francés y alemán en la web municipal, en los medios de comunicación locales y por las vías y cauces necesarios. Esta acción, por tanto, requiere de la participación de los interesados, pues tendrán que acreditar su naturaleza de inscritos en el Padrón. En caso de constatarse falta de actividad a este llamamiento, el Ayuntamiento lo comunicará al INE, organismo que formalizará una propuesta de baja, cuya primera fase será la de no contabilizarlo.

Los técnicos calculan una bolsa de ciudadanos comunitarios residentes pendientes de confirmación en torno a las 850 personas y confía en que más de la mitad puedan verificar su condición de forma oficial.

Este proceso se mantendrá en permanente estado de actualización durante los meses próximos, lo cual se irá comunicando oportunamente a los interesados y a la opinión pública.

 

 

Print Friendly, PDF & Email