(Jmm Caminero) Las frases cortas, adagios, proverbios, aforismos, fragmentos de textos, apotegmas, máximas, sentencias, son solo flechas para que los humanes reflexionen, sobre cuestiones universales, y cada uno deduzca o induzca lo que crea es más verdadera y más bondadosa y más racional y más útil:

                        – Tienes un tiempo limitado en esta vida, intenta hacer el mayor grado de bien con verdad, cada uno según sus circunstancias, su estrato social, su oficio o su profesión.

                        – Creemos que para hacer el bien o el gran bien, tenemos que hacer grandes bienes, y casi siempre, los grandes bienes, son pequeños bienes. Hacer bien, lo pequeño o mediano o grande, según tus circunstancias y profesión o situación.

                        – Ante circunstancias y situaciones concretas, es muy difícil, saber dónde está la verdad, dónde está el acto correcto.

                        – Tienes derecho a vivir y sobrevivir, pero eso no te da derecho a pisar y menospreciar y minusvalorar y manipular a ningún otro ser humano.

                        – Muchos, cada vez menos, tienen grandes palabras, pero muy pocos, buenos hechos o buenos actos.

                        – Hay demasiadas personas que engañan con las palabras, manipulan con las palabras. Y demasiadas veces, los demás no lo entienden o no lo comprenden o no quieren hacerlo.

                        – Es triste el espectáculo, de la persona de buena voluntad, que toda la vida se ha esforzado por buscar el mayor grado posible de verdad y de bondad, y ver el espectáculo que esa persona, apenas ha obtenido casi nada en la vida, encima, es despreciada por otras, tomada como persona peor. Es siempre el problema adaptado de Job.

                        – Sentirse fracasado en su propio oficio o profesión o vocación, es una carga enorme. Puede que durante años y lustros, pueda ir remontándose y esperando, pero llega un momento, una edad que el sujeto percibe que ha fracasado, puede que le quede diez o veinte o treinta años de existencia, pero sabe que ha fracasado haciendo botijos, vendiendo tomates, o cualquier otra vocación o profesión. Quizás, los de alrededor no lo entienden.

                        – Aunque uno haya fracasado en la propia profesión o vocación o en varias, una persona tiene que seguir viviendo, porque una persona es más que su profesión o vocación, puede seguir haciendo mucho bien y buscando mucho bien en verdad, en otras relaciones humanas.

                        – Toda persona debe pensar que sus actos, influyen en su generación presente, y en futuras generaciones. Especialmente, los proyectos sociopolíticos.

                        – No tienes el valor, de someter, poco a poco, en una evolución de años y lustros, todos y cada uno de tus pensamientos e ideas, al saber ortodoxo de las ciencias, ni tampoco tus actos y costumbres.

                        – Hay que tener respeto moral a la autoridad, y la autoridad tiene que tener respeto moral sobre los que ejerce la autoridad.

                        – Demasiadas veces, nos enfadamos con realidades externas, cuándo lo que estamos enfadados es sobre realidades internas. Pero no queremos ser conscientes.

                        – Si una persona pierde el rumbo moral, en algún tema o cuestión, puede terminar, en paisajes que no se imaginaba cuándo empezó ese camino.

                        – Uno de los mayores males, que los humanos soportan hoy, es que nadie les enseña, que existe unas éticas y morales más correctas teóricamente y en la práctica que otras. Y los humanos, la mayoría se encuentran perdidos, porque pocas personas, les enseñan lo que es el bien, lo que es el no-bien, lo que es el mal y lo que es el no-mal, lo que es bien y lo que es mal, y lo que puede ser indiferente. Incluso en el enorme volcán de circunstancias, situaciones…

                        – Antes de caer en un deseo-pasión-impulso-libido-pulsión-instinto, analiza si es conveniente y adecuado y correcto, desde multitud de puntos de vista.

                        – Que el caer en un pequeño mediano placer, te lleve a un mal aún más grande, en el futuro.

                        – No infravalores a la persona, que intenta seguir el bien moral, la verdad moral, la verdad y el bien en general. Porque encontrarás pocas a lo largo de tu vida y existencia.

                        – No confundas, la estructura de una realidad, de las personas que actúan en esa realidad, tal estructura equis, es necesaria para la sociedad, aunque haya personas que utilizan esa estructura o son representantes de esa estructura que no actúan de forma correcta. Los ejemplos, son ilimitados, estructuras sociales, políticas, económicas, religiosas, etc.

                        – No tengas odio-inquina-rencor al mundo, no tenga odio-maledicencia a la humanidad, no tengas odio o inquina o rencor a la sociedad, sino analiza bien la realidad, y encontraras lo blanco y lo gris y los colores diferentes.

                        – Te ríes del diferente o diverso, lo has hecho durante toda la vida, pero ya te llegará que tendrás un hijo o un nieto que es diferente, entonces, no te gustará que se rían de él o de ella, que lo silencien, que lo marginen…

            http://twitter.com/jmmcaminero                    © jmm caminero (09 enero-16 febrero 2018 cr).

Fin artículo 1.122º: “Adagios III de Juan de Portoplano”.

Print Friendly, PDF & Email