Tras el mal andar del Alhaurín de la Torre en la tercera división del fútbol español, con 9 derrotas seguidas en el campeonato, cada partido se asoma como una oportunidad de salir del foso y levantar el ánimo de la plantilla, dirigentes y aficionados.
Además, la actualidad de El Palo le daba cierta esperanza a los aficionados del club de la provincia de Málaga, ya que no está haciendo gala de un buen rendimiento fuera de casa, más allá de los resultados obtenidos por el equipo en su feudo.
Bajo estas condiciones se disputó el partido en el estadio de Los Manantiales, en un primer tiempo de pocas aproximaciones hacia el arco rival por parte de ambos equipos.
Durante los primeros 45 minutos, el partido lució bastante trabado en el centro del campo, con intervenciones de muy poca trascendencia por parte de los centrocampistas ofensivos de ambos equipos, lo que fue en detrimento directo de la fluidez y ritmo de juego, por lo que urgían variantes en el entretiempo.
Más allá del poco funcionamiento que mostró el equipo local en la primera parte, ambos equipos saltaron al segundo tiempo sin modificaciones.
Sin embargo, el equipo local se haría protagonista en el desarrollo del inicio del complemento, con dos aproximaciones claras de gol al arco del portero Reina, que tuvo unos minutos de bastante actividad, situación que generó la entrada de Juli y Pepe Capitán al minuto 53 de partido en el cuadro visitante, buscando dar equilibrio y frescura al centro del campo.
Tras aguantar el aluvión de los minutos iniciales del segundo tiempo, El Palo logró asentarse gracias a las modificaciones de su DT, y pusieron la cereza del pastel con la consecución del gol de Balta en el minuto 66, que a la postre marcaría la diferencia en el marcador final.
Luego del gol, el Alhaurín de la Torre lució desordenado y desarticulado en sus intentos para empatar el partido, por lo que el arquero tuvo unos minutos finales relativamente tranquilos, sin noticias de fútbol Sportsbet.io que reportar.
Para finalizar, el partido terminaría por romperse cuando Darío recibió la segunda tarjeta amarilla y se fue expulsado en el minuto 90’, significando el fin de la esperanza de los locales para remontar el resultado adverso.
Tras esta nueva derrota, los dirigidos de Nene Montero continúan con ocho puntos y como colistas de la tabla, lo que los ubica en plaza de descenso directo, mientras que El Palo alcanzó la cifra de 27 puntos y escaló hasta el sexto puesto de la clasificación.
El próximo encuentro liguero del Alhaurín de la Torre los enfrentará al Torreperogil, en busca de enderezar su rumbo y poder salir al fin del sótano de la clasificación y sumar aunque sea un solo punto tras 8 partidos seguidos sin conseguirlo.
Son muchas las tareas que tiene pendiente Nene Montero desde el aspecto futbolístico, aunque el equipo también necesita una suerte de renovación desde lo anímico para lograr desplegar su mejor juego y conectar nuevamente con su fiel afición.

Print Friendly, PDF & Email