hojasUn otoño más está en la puerta

llamando sin cesar a mis cristales

sus lágrimas los besan dulcemente

ayudadas por el viento de la tarde.

 

Y las aves viajeras se preparan

para emprender ese largo vuelo

en busca de tierras más templadas

para pasar en ellas el invierno.

 

Pues saben que el invierno llegará

cubriendo de blanco las montañas

y los árboles desnudos quedarán.

 

Y el rojo cobrizo de sus hojas

un tapiz en el suelo está formando

tan, mullido, cálido y hermoso

que la vida debajo, está gestando.

 

Mas, de nuevo volverán en primavera

para volver al nido que dejaron

para criar de nuevo a sus polluelos

y luego, en el otoño abandonarlo.

 

Esperanza Mena

Print Friendly, PDF & Email