El espacio, de unos 1.600 metros cuadrados, fue inaugurado ayer por el alcalde, Joaquín Villanova, concejales del gobierno local y vecinos y vecinas. Cuenta con árboles de diversas especies, mobiliario urbano y una histórica fuente restaurada como jardinera

Los vecinos y vecinas de la zona de La Calera pueden distrutar ya de una nueva plaza con jardines y mobiliario urbano. El alcalde, Joaquín Villanova, acompañado por varios ediles del equipo de gobierno, inauguró en la tarde de ayer este espacio, de unos 1.600 metros cuadrados, y que ha supuesto la remodelación de una antigua superficie degradada para disfrute de los residentes en este sector. Para llevarla a cabo, se han plantado nuevas especies de plantas y árboles como palmeras, y se han mantenido otros ya existentes, sobre todo olivos.

Un conjunto de cipreseses delimita esta plaza, ubicada a las espalda de la calle José Larra, y donde se han habilitado también bancos, rodapiés de piedra y una histórica fuente con más de 30 años, que antiguamente se emplazaba en La Alquería, y que se ha restaurado como jardinera. Con esta actuación, el Ayuntamiento ha respondido a una demanda vecinal mejorando la calidad de vida de la zona, convirtiéndola en punto de encuentro para los ciudadanos y dotándola también de una superficie de juego para los más pequeños y sus familias.

Los trabajos han sido ejecutados por las concejalías de Servicios Operativos y Obras, a cargo de Abel Perea y Gerardo Velasco respectivamente, con intervención de trabajadores contratados a través del plan Emple@ Joven. Ha sido especialmente significativa la labor de restauración del entorno con un trabajo muy delicado y, en muchos casos, hecho a mano. Cabe destacar en este sentido la restauración de la fuente, la instalación de hormigón simulando madera, la decoración de los escalones y la recreación de la Torre de Alhaurín y motivos florales con piedrecitas de colores.

El alcalde se mostró gratamente sorprendido a su llegada cuando los niños del barrio y sus familias les estaban esperando con una pancarta de agradecimiento. Villanova agradeció esta acogida y señaló que es importante que el Ayuntamiento tienda a adelantarse a las demandas de la ciudadanía. En esta línea, avanzó que su intención es construir en este entorno una guardería y una pista polivalente en un futuro pero no dispone, de momento, del terreno para llevarlo a cabo porque hay un plan parcial urbanístico pendiente de resolver por parte de la Junta de Andalucía.

Los vecinos, por su parte, se mostraron felices por el resultado, y dieron las gracias al regidor, Ayuntamiento y, especialmente, al encargado de la obra y su diseño, Pedro García. En este sentido, reseñaron que el cambio ha sido “abismal”, porque anteriormente en este lugar se acumulaban residuos y polvo, y que ahora ha quedado como una plaza ideal con vistas al emblemático pico Jabalcuza.

Print Friendly, PDF & Email