15.8 C
alhaurin de la torre
martes, 15 octubre, 19

La era del rectángulo con Internet: El día que murió la comunicación

Fotografía de un teléfono en una escalera. - Fuente: Francisco Javier Zambrana Durán.

(Francisco Javier Zambrana Durán – Alhaurín de la Torre)

Introducción a la publicación:

La comunicación es nuestro eje vital. Sin ella, no tendríamos nada que hacer en este conjunto de montañas y agua. Seríamos como animales, y ni siquiera eso, porque ellos se comunican mucho mejor que nosotros. El humano debe entrar en contacto con otros humanos para poder sentir que vive en este ecosistema, que está integrado. Antes las personas se reunían, se percibían de manera cercana, tratando de entablar amistad con otros para crear un grupo más voluminoso. Hoy tenemos Twitter, Facebook, Instagram, Whatsapp, y es lo mismo. ¿Para qué verse?

            La explicación, como cualquier otra de las presentadas en esta serie, es complicada de mostrar. Para ello, usaremos una metáfora que nos servirán a modo de guía y una comparación de los pros y los contras de este concepto de Comunicación con nuestro teléfono móvil.

Metáfora:

Halloween. Siempre nos ponemos un disfraz. Una careta, unos pantalones rotos. A veces nos pintamos la cara, nos damos incluso miedo a nosotros mismos. Queremos provocar terror en las personas, o simplemente entre nuestro círculo de seres queridos. Es sumamente divertido ponernos ese atuendo y salir a la calle durante esa tarde para mostrar al planeta que no tenemos miedo de los fantasmas y que nos vestimos de ellos para ahuyentarlos.

            Sí, ya.

            Aquello que nadie sabe es que todos los días nos vestimos de Halloween. Todos los días de nuestra vida nos ponemos ese disfraz, completándolo con una careta o unos pantalones rotos (quizá sin pintarnos la cara), y buscamos provocar el terror, o escondernos, de las personas. Vivimos en una fiesta de disfraces constante en la que cada uno porta su propio atuendo y busca mostrar al planeta que no tiene miedo a nada. Claro, a cara tapada, cualquiera.

            Ese Halloween es el mundo en el que residimos, aquel que no mira a sus alrededores en el metro, y que ni siquiera sabe si va o viene a la Universidad o al trabajo porque su Facebook le echa humo. Tan populares que somos. Tan populares que nos ven.

            Todo es una mentira.

            Como cada Halloween, cuando nos quitamos el disfraz, no queda nada de nosotros. Somos otra vez los mismos, somos los que nos miramos al espejo y no nos damos miedo, porque nos reconocemos. Esto es exactamente lo que les ocurre a las personas cuando entablan conversación con alguien de manera directa (no en un Direct de Instagram, sino cara a cara).

            Tal vez para conseguir la comunicación sean necesarios escasos factores que tienen que ponerse de acuerdo. En nuestro móvil, todos funcionan a la perfección, todos son perfectos. Todos, menos los que no lo son.

A favor:

Defender al Diablo es algo que se nos da bien a todos, sobre todo cuando el Diablo nos regala todo el placer y la codicia de la vida, así pues, por qué no decir que el teléfono es la auténtica pera. Sí, el móvil nos ayuda, nos hace sentir más libres, estar en contacto con más personas, acceder a chatear con ellas dónde y cuándo queramos, y preguntarle al tardón de los colegas que dónde se ha quedado, que ha pasado ya un cuarto de hora, macho.

Eso solo lo tiene el móvil. Hace 20 años, porque no llevamos más con este descubrimiento más importante que el fuego (al menos ha dado ya más dinero y temas de los que hablar), nadie sabe cómo quedaban las personas. Un caso de estrés sería el siguiente:

Imagina que vienes de la Universidad y te encuentras a tu madre, que te pide por favor que vayas a comprar al supermercado, pero habías quedado para comer con tu novia nada más salir. No tienes Whatsapp, no tienes teléfono. ¿Qué hacías? Solo te quedaba la opción de ir a casa de tu novia, pedirle que te acompañe al supermercado, llevarle las compras a tu madre, y comer con ella.

Ahora, la vida es mucho más sencilla. Un simple mensaje que explique a tu novia que vas a tardar 20 minutos más porque vas a hacerle unas compras a tu madre que está un poco liada hoy, y todo solucionado. Hace dos décadas, si eras de los despistados que olvidaba que había quedado con su chica para comer, estabas perdido, hoy, con este recurso, las relaciones siguen vigentes.

Pero no solo esto, sino que la calidad de existencia es mejor. Ya no existe la vergüenza. Ahora se puede publicar absolutamente todo. Ahora no hay ningún tipo de tapujos en hablarle a esa chica que nos ha gustado por Internet. Mientras vamos en el metro, le preguntamos cómo se ha despertado o qué deporte practica; el caso es rellenar bytes y códigos binarios en nuestro teléfono.

El favor que nos hace este tipo de comunicación es inconmesurable. No podríamos pagarlo porque nos supondría un agradecimiento eterno. Al instante tenerlo todo era el sueño de cualquiera de nuestros coetáneos más mayores cuando eran jóvenes. Y ahora, lo tenemos.

Menuda desgracia.

En contra:

            Y ahora, paremos de defender al Diablo, que entre este y Halloween, ya te hemos causado bastante pavor, querido lector. Seamos razonables. ¿Cuánta de efectiva es esta comunicación?

            Si nos centramos en experiencias personales, nos habremos fijado en que en las conversaciones de mensajería instantánea tenemos un serio problema. La comunicación se basa en varios pilares, y uno de ellos es el Contexto. Sí, siempre decimos aquello de yo no quería decir eso, pero lo has interpretado mal cuando alguien cree algo que no era como lo habíamos enunciado por Whatsapp, por ejemplo. El porcentaje de ocasiones en que esto ocurre en la realidad virtual y en el cara a cara, es dispar en todos los sentidos. Punto número uno.

            Por otro lado, podemos destacar que esta pérdida de comunicación nos trae una serie de altercados que no podemos dejar de lado. Podemos vernos expuestos a un aislamiento que algunos pueden llegar a convertir en trastornos psicológicos, o incluso podemos sentirnos tan sumamente introducidos en nuestro propio mundo ficticio que ni siquiera tengamos constancia del resto de situaciones reales. La cercanía de nuestros seres queridos puede ser obviada, y la comunicación con ellos puede escasear hasta el punto de que nos sea complicado entablar conversación con nuestros padres, madres, hijos, hijas o pareja.

            Finalmente, como punto número tres, únicamente es preciso destacar que todos tenemos que comunicarnos sí, pero no hacerlo de forma masiva. Esta comunicación constante nos hace sentir lo que en periodismo se denomina infoxicación (tener demasiada información; tanta que no sabemos lo que hacer con ella). Este problema es común entre los usuarios de las redes sociales de cualquier índole, pues en ocasiones, esta comunicación se desborda. Esto nos lleva a tener que seleccionar y a clasificar nuestra comunicación en base a criterios, muchas veces, dados por el orden de aparición. ¿Preferirías hacer más caso a un twittero que a tu pareja cuando necesita ayuda urgentemente? En más de una ocasión, a causa de la feed que aparece en tu teléfono, lo has hecho sin percatarte.

Temamos a las tecnologías:

            Seré breve. No pretendo asustarte. Como ya he dicho, te he causado suficiente miedo. Solo quiero concienciarte de que el mundo que ves ahí fuera es muy distinto del que ven los que te lo fabrican. Sí, el mundo que ahí observas es un mundo pintado, decorado de manera perfecta para que puedas tenerlo frente a ti como si de una obra de arte se tratase. Lo que a través de tu teléfono ves es perfecto. Pero no real.

            La comunicación se ha desarrollado de una manera tan específica y desbordante que podemos encontrarnos con este tipo de fenómenos que hablan por sí mismos. ¿A quién creerías antes? ¿A alguien que te lo dice cara a cara, o a un vídeo de YouTube?

https://www.youtube.com/watch?v=cQ54GDm1eL0.


Nota: La Era del Rectángulo con Internet es una serie de publicaciones redactadas y gestionadas por Francisco Javier Zambrana Durán que tratan de plasmar el problema que existe actualmente con los móviles y la adicción que representan. Cualquier aspecto que desee ser comentado, pueden entablar contacto con el redactor en sus redes sociales. 


Realizado por: Francisco Javier Zambrana Durán (@neyfranzambrana/Francisco Zambrana).

Fotografías de Francisco Javier Zambrana Durán. – Todos los derechos reservados.

El Sol que ilumina los circos

Protagonista del Circo del Sol al comienzo del espectáculo. - Fuente: FJZD - DA.

(Francisco Javier Zambrana Durán – Cortijo de Torres)

Existe un Sol que es capaz de encender la luz en los corazones de los asistentes a cualquiera de los circos. Desde hace siglos, ha acompañado a todo tipo de personas aficionadas a estos espectáculos propios de un pasatiempo ligero en el fin de semana. Sin perder estilo, siendo fiel a lo que representa, el circo jamás se ha alejado de su origen, de sus primeros pasos como parte de la vida de muchas personas que vivían alejados de la civilización y aguardaban con el afán de ser sorprendidos.

Kooza, en cierto modo, representa aquel Sol. Paradoja o no, su nombre real, Circo del Sol, lo dice claramente. No existe un circo de mayor nivel en sus funciones, de mejor puesta en escena, ni siquiera de mayor calidad. Con un total de 1200 ropajes distintos que son presentados en cada una de las funciones de cada día, este último evento que realiza la compañía circense ha llegado a Málaga con la esperanza de deleitar al público de la Costa del Sol con su mejor versión de lo que siempre fue ir al circo.

En su estreno en la provincia, no faltaron los juegos de malabares, el equilibrio extremo, o los saltos imposibles. Una perfecta armonía entre el espectáculo y los profesionales hicieron parecer que lo que allí estaba teniendo lugar era algo de lo más sencillo y simple. Desde el contorsionismo hasta las risas de los payasos, pasando por los juegos de precisión de un diábolo o de varios aros sobre el cuerpo de una persona hecha perfección, todo fue representado fielmente y de acuerdo con lo esperado en un show de tales características.

Tras la campaña realizada desde hacía meses en la ciudad malagueña, Kooza no falló ni dejo a nadie indiferente. Estrenó su cartel para los próximos 30 días, que le llevarán a vivir la costa andaluza hasta el próximo 13 de octubre. Ni un solo error en sus funciones dejó claro que el nivel que posee un evento de esta índole está mucho más allá que cualquier otro, y que marca la diferencia allá donde acuda.


Realizado por: Francisco Javier Zambrana Durán (@neyfranzambrana/Francisco Zambrana).

Fotografías de Francisco Javier Zambrana Durán. – Todos los derechos reservados.

Vídeo: El paso de DANA por Alhaurín despierta al municipio de madrugada

Imagen de la tormenta tomada desde un domicilio por el diario. - Fuente: Francisco Zambrana.

(Francisco Javier Zambrana Durán – Urbanización de Santa Clara en Alhaurín de la Torre)

El paso de DANA por la provincia de Málaga ha dejado fuertes lluvias con viento y tormenta eléctrica esta madrugada. La dureza con la que tenía lugar este fenómeno meteorológico ha dado pie a que varios vecinos de la zona sean despertados y tomen sus móviles para grabar una situación extrema.

Según informaba la Unidad Civil de Retransmisiones de Emergencias (UCTE) de Málaga, el aviso rojo fue declarado desde las 3 hasta las 5 de la madrugada por parte de AEMET.

Imagen de satélite del paso de DANA a las 3 de la madrugada. – Fuente: UCTE Málaga.

Adjuntamos dos de los vídeos tomados por Diario Alhaurín desde el domicilio (clicar en el texto para ver vídeo)


Realizado por: Francisco Javier Zambrana Durán (@neyfranzambrana/Francisco Zambrana).

Fotografías y vídeos de Francisco Javier Zambrana Durán. – Todos los derechos reservados.

Una noche de historia en el Cementerio San Miguel

Lola, nuestra guía, nos explica las tumbas de San Miguel. - Fuente: FJZD - DA.

(Francisco Javier Zambrana Durán – Cementerio San Miguel)

”Miren al suelo, no se caigan. No quiero que me acompañen tan pronto aquí”, repite una y otra vez Lola, una dama, moderna para su época por su agradable feminismo, que falleció hace decenas de años y que durante una calmada noche guía a un grupo de viandantes en el corazón de Málaga. Sus pasos, pese a ser apresurados, demuestran un aire de otra época, de algún momento en concreto que pasó, que dejamos atrás. Corre, nos agita, nos obliga a que la sigamos en un paseo que pocos se atreverían a dar a más de las 11 de la noche de un sábado. Nos enseña su hogar, donde ella, y otros, componen la historia de Málaga. La historia de la bella ciudad que nunca duerme, ni tampoco muere en el olvido.

Con un vocabulario propio del siglo pasado, e incluso del anterior, Lola nos dirige a todos los puntos de interés del Cementerio de San Miguel, el lugar donde reside el eje central de la Málaga industrial. ”No podemos entretenernos demasiado, ni tampoco hablar con mis compañeras. Son muy pesadas y van a distraernos”, comenta mientras camina sin descanso bajo la humedad de finales de agosto en la Costa del Sol. Tan solo la calma le lega cuando se posa sobre las tumbas, sobre los lugares en los que descansan las familias de más alto linaje de la ciudad que vivió su esplendor no hace demasiado.

El peluquero Luis Clotet corta el pelo a una dama. – Fuente: FJZD – DA.

Otras personajes danzan por la escena, acompañadas todas por un violín que hace las delicias de los presentes. La señora Castel, de la familia que representó al café en la provincia, narra las peripecias de su marido. El señor Krauel, de la cuna de los que marcaron un antes y un después con sus vinos, licores y brandis, muestra su última creación y explica sus exportaciones al mundo entero. Otros como Luis Clotet, peluquero, entre otras, de Carmen Polo (esposa de Francisco Franco), demuestran su calidad mientras realiza un corte de pelo a una señora y exhibe sus tintes naturales que tanta fama albergaron en la época.

Los cincuenta son plasmados con especial cariño durante gran parte del recorrido. Queda lugar incluso para disfrutar de la historia de la creación del manto de la Virgen de las Penas, o de la de las vidas de las grandes fortunas de la Málaga que dejamos atrás. Los Larios, con su panteón que se divisa desde casi cualquier punto del cementerio; los Heredia, con sus imperiosas vallas que rodean sus tumbas en señal de poder económico; los Prados, de donde parte la figura del poeta Emilio Prados; los Oppelt, alemanes que vivían con una obsesión por la muerte; todos forman parte de una leyenda que construyó con su labor industrial la Málaga que hoy conocemos.

Lola se esmera en poner esto de manifiesto, aunque está especialmente centrada en la fiesta que dará durante la noche. No quiere olvidarse de ningún apellido destacado que descanse aún en el San Miguel, y, por ello, no deja de hacer mención a prácticamente cada tumba que observamos. Su vestido negro con lunares se camufla entre la multitud, entre los más de veinte visitantes que disfrutamos de la guía junto a ella, símbolo de la época.

Tras una hora y cuarto de recorrido, tomamos asiento, y asistimos, expectantes a la función que representan Rita Hayworth y Eugenia Gross, dos damas que acuden al circo a presenciar un espectáculo tradicional de la ciudad. Un señor extremadamente fuerte, una mujer barbuda, un mago, y unas acróbatas vestidas de payaso diabólico cierran el homenaje más especial y distinto que haya tenido Chicharito, conocido en la época por hacer felices a los niños de los pueblos a los que se trasladaba con su caravana y su equipo.

Lola junto al descendiente de los Krauel, que muestra sus vinos. – Fuente: FJZD – DA.

Resta tiempo incluso para continuar con las sorpresas, para dejar que los verdaderos protagonistas de las leyendas narradas por Lola y otras tres guías que han dirigido a un grupo total de cien personas hagan su aparición. Descendientes de los Krauel, los Gross y los Clotet salen a la zona del escenario y saludan, algunos, entre lágrimas.

Eduardo Nieto, gerente de Eventos con Historia, organizador junto a Parcemasa y el Cementerio Histórico San Miguel del evento, los saluda, homenajea su presencia. Con calma, explica la importancia de estas familias en nuestra Málaga, ya no en la de hace décadas, o siglos, sino en la actual, y recuerda algo esencial: ”Podemos aprender historia sin leer o estudiar. Podemos hacerlo sintiéndola”.

En las Noches de Verano en San Miguel es lo que se pretende. No hay edades, no hay temáticas, no hay fórmula que no sea válida. Incluso es oportuno que un espíritu nos narre lo que fueron los ejes de nuestros días. Que nos enseñe de dónde venimos. Que nos haga comprender que esos pasos no solo los compusieron las grandes familias, sino también las de cada uno de nosotros. Aquellas por las que debemos esforzarnos para que sus pequeñas hazañas no caigan en el olvido y se mantengan, siempre, en el recuerdo presente. En nuestra memoria histórica.


Realizado por: Francisco Javier Zambrana Durán (@neyfranzambrana/Francisco Zambrana).

Fotografías de Francisco Javier Zambrana Durán. – Todos los derechos reservados.

Alfredo Márquez: El alhaurino campeón del mundo (Vídeo)

Alfredo posa con su carabina en la Peña de Zapata. - Fuente: Francisco Javier Zambrana Durán.

(Francisco Javier Zambrana Durán – Peña de Zapata)

No todos los días uno se cuelga una medalla en una zona remota de Inglaterra, en el Coventry de los grandes que algún día inventaron una nueva disciplina. No todos. Aquellos que tienen la inmensa fortuna de poder hacerlo, mantienen en el recuerdo esa experiencia durante años, la guardan en su corazón, la depositan en su alma, y la dejan estar, ajena a todo lo que suceda a su alrededor. Alfredo Márquez, residente de Alhaurín de la Torre, es lo que decidió tras ayudar a que el equipo nacional se proclamase campeón del mundo.

Tras una vida dedicada al tiro, pasión que le acompañó desde bien pequeño, no ha cesado de trabajar para poder conseguir su verdadero objetivo. Con la entereza que le caracteriza y la pasión con la que transmite cada una de sus vivencias, nos traslada sus impresiones, sus pareceres de este largo recorrido que lo ha llevado a triunfar y a conseguir hacer su sueño realidad.


Realizado por: Francisco Javier Zambrana Durán (@neyfranzambrana/Francisco Zambrana).

Fotografías y vídeos de Francisco Javier Zambrana Durán. – Todos los derechos reservados.

Field Target: El deporte de mayor precisión (Vídeo)

Participante en la Tirada de Field Target del 17 de agosto de 2019 organizada por el Club Field Target Costa del Sol. - Fuente: Francisco Javier Zambrana Durán.

(Francisco Javier Zambrana Durán – Alhaurín de la Torre)

Disparar con una carabina a un objetivo de cuatro centímetros de diámetro a cuarenta metros de distancia calculando la caída de la bala, el viento, el sol, y las posibles precipitaciones o nieve no se consigue a la primera. Afinar la precisión de nuestros ojos de una forma en la que sea prácticamente imposible fallar el tiro en una competición en la que se juega un mundial, tampoco.

Alfredo Márquez, alhaurino campeón del mundo por equipos de Field Target, ha sido capaz de conseguirlo, y como tal puede ser de las mejores voces que ayuden a entender este deporte. Las posiciones, la forma en la que se compite, el tipo de material, los pasos a seguir en el disparo, todo ello nos lo resume en esta amplia entrevista realizada en la Peña de Zapata a la vuelta de su aventura en Coventry.


Realizado por: Francisco Javier Zambrana Durán (@neyfranzambrana/Francisco Zambrana).

Fotografías y vídeos de Francisco Javier Zambrana Durán. – Todos los derechos reservados.

Virginia Solera (CyD Santa María): ”En verano recibimos denuncias de maltrato animal casi a diario”

Potra que tuvo que ser sacrificada humanitariamente. - Fuente: CyD Santa María.

(Francisco Javier Zambrana Durán – Alhaurín de la Torre)

El maltrato animal es una de las lacras del siglo XXI. En una era en la que el desarrollo copa la superficie de nuestro planeta, el ser humano continúa en su senda de superioridad, avanzando por encima de los, en ocasiones, cadáveres de animales que, quizá, desde la inocencia, le han servido como mano de obra.

Cientos de denuncias son recibidas por parte de los servicios operativos, por parte de vecinos, y, sobre todo, por asociaciones. CyD Santa María es una de las principales encargadas de ayudar cuando el teléfono alerta de una situación como esta. Virginia Solera García, Responsable de Comunicación de la Asociación y Santuario CyD Santa María para caballos maltratados y abandonados, explica el protocolo de la asociación y el cuidado de los animales en ella. 


Existe un formulario en la página web para apadrinar animales. ¿Reciben solicitudes para ello por parte de los ciudadanos?

”Apenas… y lo sentimos como un fracaso. No tenemos más de 400 padrinos. Y, hoy en día, cualquier asociación pequeñita, recién creada, tiene un mínimo de mil. Creemos que es porque siempre nos hemos volcado más en nuestro trabajo, en ayudar a los animales, que en hacer difusión, pero, por otro lado, también somos conscientes de que a un perro o a un gato, todos los reconocemos como nuestros “amigos”, animales que nos acompañan durante nuestra vida, pero hay que recordar que desde el Real Decreto 804/2011, los caballos ya son reconocidos también por la Ley como animales domésticos de compañía. Pero voy más lejos… muchos de nuestros caballos querrían compartir la vida e incluso el sofá con nosotros, pero, simplemente, no los dejamos por su tamaño… 

Ser padrino, no te compromete a nada, puedes ayudar desde un euro y estarás aportando tu granito a la gran montaña de arena que algún día conseguiremos. Con ella, con esa montaña hecha de padrinos, conseguiremos cambiar las realidades de muchos animales, como, por ejemplo, la de los ponis de feria o los caballos de carruajes”. 

Su labor se centra en localizar animales que requieran ayuda. ¿Qué cantidad de denuncias o demandas suelen tener a lo largo de un año?

”Las denuncias llegan a nosotros de tres maneras: a través de un organismo oficial, las fuerzas del orden público, etc.; gracias a los ciudadanos, que cada vez están más concienciados; y, por último, las denuncias que nos encontramos personalmente.

En todos los casos, tenemos que investigar y conseguir las pruebas necesarias para, al final, poder ofrecer una ayuda efectiva y real a los animales. Mucha gente cree que con hacer una llamada, ya está todo solucionado, y rotundamente no es así. En España ni la Policía, ni la Guardia Civil, ni el SEPRONA, ni las protectoras tenemos los medios necesarios para resolver todos los casos que se están produciendo ahora mismo. El ciudadano tiene que involucrarse, perder el miedo a ser testigo. 

Respondiendo a la pregunta, recibimos una media de dos denuncias a la semana, a veces, en verano por ejemplo, son diarias. La gente te manda fotos y te ruegan que hagas algo, es frustrante, porque a lo mejor cuando llega una denuncia grave, tú tienes otras siete delante que también lo son. Aunque los medios nos preguntan muchas veces por las denuncias que recibimos cada año, hace tiempo que dejamos de contarlas, porque, por desgracia, aunque ayudamos todo lo que podemos, son también muchas las que tenemos que relegar a favor de las más urgentes, donde los caballos literalmente ya se están muriendo”. 

¿Cómo afronta la asociación los casos de maltrato animal cuando localiza alguno? ¿Tiene algún protocolo fijo que siga o varía la actuación en cada caso particular?

”Una cosa que me sorprendió desde el principio, es que, aunque existe un protocolo básico: investigar cada caso, conseguir pruebas, testigos, por supuesto ofrecer ayuda al animal lo antes posible, proceder a la incautación con la ayuda de las fuerzas del orden público, buscar transporte, trasladarlo al Santuario o buscarle el hogar más adecuado, según su etología y especie, etc., cada caso es distinto y nunca, nunca, te puedes fiar de las apariencias o de lo que te digan por un ‘whatsapp’. Hay personas que ven un animal delgado o con moscas y disparan las alarmas y otras que están viendo morir a un animal y no son capaces de reconocerlo”. 

Virginia recibiendo a Don Bombón. – Fuente: CyD Santa María.
¿Qué cuidados requieren los équidos semanalmente en el albergue, especialmente aquellos que están heridos o que tienen problemas de salud?

”Bueno, cuando llegan al Santuario, vienen en tan mal estado que requieren atenciones de nosotros 24 horas. Los primeros diez días, y, luego, el siguiente mes, son los más complicados y el caballo corre riesgo de no sobrevivir. Contamos con una gran suerte y es que, cuando los animales ponen una patita en el CYD, enseguida entienden que están a salvo y ponen todo de su parte para recuperarse y poder disfrutar de una segunda oportunidad. 

Los caballos, como todos los animales, necesitan atención diariaComenzamos ofreciéndoles una primera comida por la mañana; a continuación, tenemos que asegurarnos de que el agua esté limpia y fresca; luego, empezamos con las tareas de limpieza y mientras que limpiamos una cuadra o paddock, sacamos los caballos al exterior, a dar un paseo; chequeamos sus heridas, los cepillamos, los duchamos en verano y, en definitiva, nos aseguramos de que todo estén bien; al mediodía y por la tarde se repite el proceso. 

También hay que dejar tiempo para los mimos y el buen manejo, ya que nuestro objetivo principal es que algún día, todos, recuperen la confianza en el ser humano”. 

¿Qué tipo de vida suele llevar un équido o el resto de animales en el albergue? ¿Realizan una rutina junto a ellos (paseos, etc.)? 

”En otra vida queremos ser caballos en el Santuario CYD Santa María… lo llamamos el paraíso de los caballos, pero, por favor, que la gente no se lleve a engaño, nos estamos dejando la vida para sacarlos adelante y tenemos muy poquita ayuda. Es muy difícil conmover a la gente hoy en día y es complicadísimo que se involucren con temas de animales, especialmente, si ese animal es un caballo. Todo el mundo ve al caballo como un animal hermoso, con el que quieren disfrutar, montar, pero a pocos les inspira ternura. Y, sin embargo, son animales increíbles, con un espíritu muy puro. Extraordinariamente sensibles y nobles. ¿Existiría tanto maltrato contra un animal de unos 400 kilos si no fueran tan nobles con el ser humano? Pero, como se suele decir: «Nobleza obliga»”. 

Todos tenemos animales en nuestro hogar y tenemos experiencias con ellos que nos hacen ver y sentir que no estamos demasiado lejos de ellos en cuanto a emociones. ¿Qué anécdotas pueden recordar de haber vivido con los animales a los que ayudan? 

”Miles, diarias… pero, quizás, una de las más significativas es la de Promesa y Valor. 

Ambos llegaron al refugio casi a la vez. Ella era un esqueleto, pero se veía que había sido una yegua grande y fuerte, había perdido un ojo por el maltrato y le habían disparado perdigones en las patas. Él era un pequeñajo que la seguía con admiración a todos lados. Aunque los dos estaban bastante mal cuando llegaron, se fueron recuperando y compartieron tres años maravillosos, durante los cuales lo que Promesa deseaba… Valor lo cumplía. 

Por desgracia, un día, Valor sufrió un infarto. Nunca se terminó de curar del maltrato recibido. Ese mismo día, Promesa se tiró al suelo. Entendimos que había sufrido un trauma por la pérdida de su compañero y amigo, que lo estaba pasando mal, e intentamos explicarle por todos los medios que allí estábamos para ella y que haríamos todo lo necesario para que volviera a sentirse bien. Fueron dos meses muy duros, porque al ser una yegua tan grande, necesitábamos muchos voluntarios para, entre todos (y un sistema de poleas), poder levantarla y aliviar sus pulmones y heridas.

Todos nos volcamos con ella, zanahorias, mimos, palabras, canciones, abrazos. Pero, al final, entendimos que algunos seres no superan o no quieren superar y vivir sin el ser al que aman. Y tuvimos que dejarla ir. Aún así, hoy en día, a diario, nos encontramos con personas que creen que los animales no tienen sentimientos o son seres de segunda”. 


Realizado por: Francisco Javier Zambrana Durán (@neyfranzambrana/Francisco Zambrana).

Fotografías de CyD Santa María. – Todos los derechos reservados.

Virginia Solera (CyD Santa María): ”Mantenemos a más de 200 animales en nuestro santuario actualmente”

Caballo junto a una chica. - Fuente: CyD Santa María.

(Francisco Javier Zambrana Durán – Alhaurín de la Torre)

La Asociación y Albergue CyD Santa María lucha desde hace más de una década para mantener los derechos del mundo animal y mejorar su calidad de vida. Catalogada como entidades sin ánimo de lucro sin subvenciones públicas, desempeña una función crucial en el cuidado de los caballos y otras especies que sean encontradas en un estado inadecuado. 

Virginia Solera García, Responsable de Comunicación de la Asociación y Santuario para caballos maltratados y abandonados, explica el origen y el desarrollo de un grupo destinado a ayudar con los recursos disponibles a cualquier tipo de animal. 


¿Cuándo y por qué motivo surge la asociación?

”La Asociación CYD Santa María nace de forma oficial el 1 de noviembre de 2005, pero su albergue para animales maltratados y abandonados es anterior. No somos de Málaga, pero cuando mi hermana se trasladó a esta provincia hace ya más de 20 años, empezó a encontrarse caballos abandonados, en mal estado, accidentados… en los márgenes de la carretera… tirados en los campos. Al preguntar a la Policía en aquellos tiempos, te respondían que te los llevaras, y si el caballo estaba en muy mal estado o desahuciado es lo que hacía, informando previamente a los agentes.

Con el paso del tiempo, mi hermana Concordia se dio cuenta de que necesitaba un protocolo de actuación y sobre todo un lugar donde acoger a todos los animales que necesitan ayuda. Así nació el CYD. Pocos años más tarde, mi hermana estaba absolutamente desbordada y nos pidió ayuda a nuestros padres y a mí, que vivíamos en Madrid. Al llegar yo, hablamos sobre lo que podíamos hacer para mejorar las condiciones de vida de estos animales y decidimos crear la Asociación. Desde el primer momento, llegamos a la conclusión de que si íbamos a luchar por el bienestar de los animales y “quitárselos” a sus maltratadores, nuestro proyecto tendría que ser totalmente altruista y honesto y ésta es la línea de actuación que hemos seguido desde entonces”.  

Los objetivos principales de la asociación podemos decir que son el cuidado de los animales en el refugio y procurar que estos sean apadrinados e incluso adoptados. ¿Qué otros objetivos secundarios tiene desde su creación?

”Desde el principio decidimos separar nuestras funciones. El refugio se encarga de cuidar de los animales que fueron maltratados o abandonados. Tiene como objetivo que se recuperen de sus heridas físicas, pero también de las psicológicas. Queremos que, en la medida de lo posible, recuperen su fe en el ser humano. Y en los casos que no es posible (a veces el daño ha sido tan brutal que no terminan de recuperarse nunca), queremos que se sientan seguros y queridos por nosotros, al margen de que en ocasiones su comportamiento sea tan violento como el que un día recibieron por parte de los humanos. Para que todo esto sea posible, para cuidarlos y que vuelvan a sentirse a gusto entre las personas, el refugio necesita voluntarios.

Ahora mismo, por desgracia, sólo tenemos voluntarios los fines de semana. ¿Imaginas un lugar con más de 200 animales que no dispone de ninguna ayuda pública y que encima no tiene ni un voluntario durante la semana? Aprovecho la oportunidad brindada por Diario Alhaurín para hacer un llamamiento y que todo el mundo al que le gusten los animales se ponga en contacto con nosotros. 

Nuestro objetivo principal es siempre el mismo: ayudar a los animales que lo están pasando mal y a crear los precedentes para mejorar en general su calidad de vida, ya que pensamos como San Francisco de Asís: «Cada criatura en desgracia tiene el mismo derecho a ser protegida»”. 

Caballos esperan su comida. – Fuente: CyD Santa María.
¿Qué cambia en la asociación a partir del año 2018? 

”En 2018 tomamos una de las decisiones de las que (por desgracia) más orgullosas nos sentimos. Fue difícil tomar la decisión, pero ahora nos sentimos felices por haberla tomado: nos convertimos en Santuario. Mucha gente nos pregunta qué diferencia hay entre los que hacíamos antes y ahora. Pues bien, antes recogíamos caballos (y otro animales) y, cuando se recuperaban, les buscábamos familias que los acogieran en adopción. Así, cuando uno salía a su nuevo hogar, podíamos ayudar y recoger a otros animales.

Redactamos un contrato para garantizar los intereses de los animales que salían (de forma totalmente gratuita) en adopción, de hecho, nunca perdemos la propiedad del animal (para evitar malos pensamientos como una posible venta a nuestras espaldas)… Pues aún tomando todas las medidas, la experiencia nos ha enseñado que el ser humano es muy voluble y le cuesta adquirir un compromiso de por vida con sus animales. A veces nos han devuelto caballos (¡tras más de siete años en una casa!), cuando se han hecho ‘viejecitos’ o se han lesionado. Así que ahora somos un Santuario: animal que recogemos, animal que se queda con nosotros de por vida. Sabíamos que implicaría un mayor esfuerzo por nuestra parte, pero ahora somos mucho más felices sabiendo que nunca más recibiremos una llamada de alguien para devolvernos un animal. Bueno, al menos, desde 2018, los anteriores aún, por desgracia, pueden cambiar de opinión”. 

¿A cuántos caballos y otros animales presta ayuda actualmente la asociación?

Más de 200 en el Santuario, entre caballos, perros, gatos, tortugas, hurones, aves, etc., y, bueno, en el exterior, son incalculables. Siempre que podemos, tendemos una mano: normalmente, llamando a algún veterinario para que ayude al animal. Por desgracia, últimamente, nos hemos encontrados con animales en tan mal estado, cuyas lesiones eran totalmente incompatibles con la vida que el veterinario ha tenido que proceder al sacrificio humanitario. Hace algún tiempo, un señor nos explicaba que le había dicho a su vecino que hiciera algo con su potrita que tenía la pata mal y el dueño le respondió: ‘Sí, lo sé, no hago nada, porque de aquí a tres días estará muerta’. Gracias a Dios, el vecino nos llamó y llegamos a tiempo para evitarle sufrimiento”. 

¿Qué gasto supone la puesta en marcha de las actividades y cuidados que requieren los animales?

”Ahora mismo, estamos necesitando unos 20.000 euros al mes para salir adelante, como debiéramos y con la tranquilidad que se merecen nuestros animales. Sin embargo, nunca llegamos. Siempre vamos retrasados en el pago de las facturas veterinarias y de comida. Casi siempre hacemos llamamientos para que la gente nos ayude precisamente con esto, comida y veterinario. Por favor, a quien quiera ayudarnos, que nos escriba o llame para ponerles en contacto con nuestros proveedores o veterinarios… así sabrán exactamente dónde va su donación, si ha servido para comprar una alpaca de heno o nos ha ayudado a salvarle la vida a un caballo”. 

Enlace a la web de la asociación para contactar. 

¿Se encuentra subvencionada por algún organismo público o privado que ayude a su mantención? ¿Cuál o cuáles?

”No estamos subvencionados por ningún organismo público. Pero, actualmente, y tras años viendo como funcionan, preferimos que sea así. No estamos dispuestos a que nadie nos diga cuántos animales tenemos que recoger o sacrificar a su criterio, como si fueran sólo cifras

Recibimos una ayuda mensual por parte de una fundación alemana. Es una pena que, a veces, reconozcan más tu trabajo en el extranjero que en tu propio país. También mensualmente, recibimos la ayuda de ‘Alimentos Altube’, una empresa de Burgos que lleva ayudándonos años con la alimentación de nuestros animales. Somos muy afortunados de que se pusieran en contacto con nosotros para conocernos y ayudarnos porque no sólo son excelentes personas sino que, además, tienen los mejores piensos del mercado desde nuestro punto de vista. Con todos los animales que hemos rescatado, muchos víctimas de una terrible malnutrición, ninguno de nuestros caballos ha fallecido por cólicos, sino como consecuencia del maltrato, las lesiones crónicas o, simplemente, de viejitos”. 


Realizado por: Francisco Javier Zambrana Durán (@neyfranzambrana/Francisco Zambrana).

Fotografías de CyD Santa María. – Todos los derechos reservados.

Alfredo Márquez: ”Entreno el Field Target en mi sótano, porque encontrar un lugar es muy difícil”

Alfredo Márquez posa en un disparo con su carabina. - Fuente: Francisco Javier Zambrana Durán.

(Francisco Javier Zambrana Durán – Peña de Zapata)

Alfredo Márquez calcula el objetivo, busca el lugar exacto, encuentra su caída, el viento que debe controlar para que caiga en el punto exacto, donde tiene un máximo de 4 centímetros para que acierte. Mantiene un nivel de tensión distinto del resto de deportes, donde el mínimo error acaba con el trabajo de meses, años, de entrenamientos sacados en horas inauditas.

Su oficio le lleva a realizar kilómetros y kilómetros al día, algo que no le permite entrenar de la forma que debería hacerlo un profesional en una disciplina deportiva. Tras dos participaciones en campeonatos de España (Madrid y Sevilla), una en un europeo (Euskadi) y dos en los mundiales de Portugal en 2016 y Coventry en 2019, continúa encajando jornadas, buscando el mínimo hueco para su principal objetivo: ”seguir mejorando”.

Un año de constancia le ha llevado a adentrarse en la mayor experiencia de su carrera: ganar un mundial por equipos con España. Coventry le ha abierto la puerta a encumbrarse como uno de los nombres de oro en esta modalidad de tiro encuadrada dentro de la Federación de Caza, y, ante todo, le ha proporcionado la experiencia de competir contra ”los más grandes” en esta afición que para muchos como él debe ser sufragada personalmente.

Alfredo Márquez posa en un disparo con su carabina. – Fuente: Francisco Javier Zambrana Durán.
¿Qué te lleva a probar el Field Target entre tanta variedad de deportes? ¿Desde cuándo lo practicas?

‘‘Yo practico Field Target desde hace 8 o 9 años aproximadamente. Llegué como casi todo el mundo llega a este deporte, pues un poco por casualidad. Desde pequeño me han gustado mucho las carabinas de aire comprimido y he tirado de forma regular en casa a latas o a dianas. Hace unos años, a través de Internet, descubrí esta modalidad deportiva, fui un día a probar y hasta el día de hoy’’.

¿Cómo has ido evolucionando desde el primer día hasta llegar al nivel alcanzado actualmente?

‘‘La evolución en un principio es rápida, porque te adaptas a muchas cosas, empiezas a comprender muchos aspectos del tiro que te hacen tener una evolución rápida. Sin embargo, después frenas y es cuando ya tienes que ir asimilando otros conceptos, llegando al detalle, que son los parámetros que te permiten esos dos o tres blancos más que te ayudan a estar arriba.

            Cuando empecé lo hice con una carabina normal de aire comprimido de resorte. Estuve tirando con resorte unos 3 o 4 años, y, a partir de ese momento, di el paso a las carabinas de PCP, que es con lo que compito habitualmente’’.

¿Con qué frecuencia sueles entrenar para competiciones nacionales, europeas o mundiales?

‘‘Es difícil de entrenar porque no contamos con los sitios adecuados para poder hacerlo. No es fácil tener un espacio con las autorizaciones adecuadas para esta práctica. Yo, por ejemplo, gran parte de los entrenamientos los hago en mi casa. Disparo en mi sótano, donde tengo 10 metros de distancia y me permite coger cierta soltura para las calles en las que tenemos posturas forzadas, y vas manteniendo el tacto del gatillo, que se pierde un poco si no usas la carabina.

            La frecuencia de entrenamientos depende. Desde una vez o tres a la semana a una al mes, lo que se vaya pudiendo. No es algo fijo porque mi trabajo no me permite tener unos horarios fijos y estables con los que poder planificar unos entrenamientos’’.

¿Cómo se realiza un entrenamiento de Field Target?

‘‘Cuando podemos hacer un entrenamiento en un campo de tiro, lo mejor es la competición. Trato de no perderme ninguna de las que tengo a la mano, bien sea en nuestro club en Mijas, o bien en Jaén o Sevilla. Eso es lo que te permite tener ritmo de competición, entrenar lo que realmente vas a hacer, y darte cuenta de los fallos o de los puntos débiles que vas encontrando. Estos puntos débiles luego en entrenamientos normales son los que se suelen realizar.

              Por ejemplo, si me he encontrado muy inseguro realizando tiros de pie, pues intento potenciar el realizar más tiros de pie. Se estudian las posiciones de tiro y vemos las posibles mejoras. Se busca ver si el arma necesita ser contrapesada, encontrar los posibles errores en la colocación de la carabina’’.

Atuendo de la Selección Española de Field Target de Alfredo. – Fuente: Francisco Javier Zambrana Durán.
¿Cuál ha sido tu experiencia en competiciones locales, nacionales, europeas y mundiales?

‘‘Realmente, cuando vas a una competición de alto nivel como un campeonato español, europeo o mundial, la diferencia radica en la presión a la que estás sometido. Más allá de lo difícil o fácil que sea el campo, es el mismo para todos los tiradores. Lo principal es contener los nervios y encontrarte seguro a la hora de realizar los disparos’’.

¿Qué objetivo es el principal que podrías decir que tienes planteado de cara a un futuro no muy lejano?

‘‘El reto es simplemente seguir mejorando. Día a día encontrarme más seguro, con más confianza, e intentar principalmente leer mejor el viento, que es el hándicap máximo que tenemos en este deporte’’.

¿Cómo se vive participar en un mundial como el que acabas de dejar atrás en Coventry (Inglaterra)?

‘‘Es el campeonato del mundo más grande que se ha celebrado, y, personalmente, creo que es el más grande que se celebre. Hemos ido a la cuna de este deporte, pues allí se creó el Field Target, hemos competido contra los tiradores locales que a nivel internacional son los que mejor reputación tienen por su alto nivel, y el hecho de que hayamos podido conseguir el triunfo por equipos ha sido para nosotros una experiencia muy muy positiva.

            Lo principal ha sido ir allí a divertirnos, estar allí con amigos, pues toda la expedición española nos conocemos de hace ya muchos años y tenemos bastante buena relación. Dentro de lo posible teníamos un pequeño rincón español en nuestro hotel, que es donde nos encontrábamos como en casa y nos podíamos relajar un poco’’.

¿Qué es lo que te ha parecido más complicado a nivel competitivo?

‘‘El segundo día me tocó el circuito de siluetas negras, y, dado que fue un día bastante nublado y que estábamos en una zona boscosa, era muy complicado realizar las mediciones y encontrar las siluetas. Hubo momentos en los que prácticamente disparé a ciegas. Siendo la silueta negra y estando ya la pintura casi borrada de todos los tiradores que habían pasado antes, la retícula del visor no la veía.

            Este tipo de situaciones te saca un poco de la dinámica que venías siguiendo y costó un poco recobrar la confianza en los disparos posteriores’’.


Realizado por: Francisco Javier Zambrana Durán (@neyfranzambrana/Francisco Zambrana).

Fotografías de Francisco Javier Zambrana Durán. – Todos los derechos reservados.

GEA: Una década de versiones de música en Málaga

GEA toca una de sus versiones. - Fuente: GEA.

(Francisco Javier Zambrana Durán – Alhaurín de la Torre

Diario Alhaurín entrevista a GEA el grupo de versiones que protagonizó el último Alhaurín Rock de este 2019. Su vocalista, Francisco Javier Gea nos traslada el sentimiento de un grupo que comenzó hace 10 años y que todavía no ha perdido la ilusión.

¿De  dónde  parte  la idea  de  crear este  grupo  de  rock  y  pop de  versiones? 
”Era junio de 2009 cuando me surgió la oportunidad de dar un concierto puntual en uno de los locales de Fuengirola. Por aquel entonces no eramos un grupo sino amigos que compartíamos la misma pasión por la música. La mayoría de nosotros ya habíamos tocado anteriormente juntos, excepto ‘Juani’, que su primer concierto fue con nosotros”. 
¿Tocasteis en muchos lugares desde el comienzo o ha sido una evolución que poco a  poco os ha  hecho crecer?
”Tras ese primer concierto nos despedimos pensando que no volveríamos a dar ninguno más. Sin embargo, después de escucharnos ese día, empezaron a contactar con nosotros de otros locales de Fuengirola. Y casi sin buscarlo ya llevamos 10 años sobre los escenarios”.
¿Qué  profesionales de  la  música  os han inspirado más en vuestra  andada? 
”Nuestros gustos musicales son bastante variados y abarcan desde el rock de los 80 y 90 hasta temas más actuales. No se puede decir que tengamos un grupo de referencia, pero quizá uno de nuestros favoritos puede ser Muse”.
¿Cómo habéis vivido el paso de  la música en analógico hacia lo digital?  ¿Os  repercute positivamente  el hecho de  que  cada  uno pueda  difundir por  Internet sus  creaciones?
”Por nuestra parte, como grupo de versiones, no hemos llegado a grabar ningún disco ni nos hemos encontrado con el problema de cómo difundir nuestra música”.
Este trabajo, pese a llevarse  demasiadas horas al mes, no suele ser  remunerado adecuadamente, ¿se  mantiene  la banda con los ingresos que se obtienen en este tipo de actuaciones como Alhaurín Rock?
”En nuestro caso, afortunadamente, todos tenemos otro trabajo en el que ocupar nuestro tiempo libre entre concierto y concierto. De otra manera, sería complicado subsistir únicamente con los ingresos de los conciertos”.
¿Es más rentable en cuanto a popularidad el presentar canciones propias u optar por versiones de los clásicos?
”Nuestro grupo desde el principio se planteó como un grupo de versiones. Y hasta el momento no hemos tenido la inquietud de hacer temas propios. Aunque es verdad que uno de los integrantes del grupo, Ángel, si que ha formado parte de un grupo con temas propios: Perrogrún. No descartamos la idea de que pueda llegar un día de inspiración que nos dé pié a crear algún tema de cosecha propia”.
¿Dónde  soléis ensayar  y  qué  estilos practicáis más  a  menudo? 
”El lugar de ensayo ha ido variando con los años en función de la disponibilidad de locales en la zona de Fuengirola. Nuestros estilos favoritos son básicamente el rock y el pop, aunque también, de vez en cuando, nos aventuramos con temas más electrónicos, algo de funky… dependiendo de nuestro estado de ánimo. Es una de las partes buenas de formar un grupo de versiones, que te permite variar el repertorio con mayor facilidad”.
El grupo posa en una fotografía conjunta. – Fuente: GEA.
¿Cuántas ocasiones soléis tocar a  lo largo del año?
”En los primeros años vida del grupo, era rara la semana que no teníamos un bolo. Ahora el ritmo se ha reducido, en gran parte por las responsabilidades familiares de los componentes. Pero por suerte seguimos teniendo suficientes oportunidades de tocar como para mantener equilibrada la relación músico-familar”. 
¿Qué  rutina  de  canciones  soléis presentar?  ¿Es un  repertorio variado o  está  centrado únicamente  en  el rock?
”Nuestro repertorio es amplio y depende la ocasión y de la audiencia a la que nos vayamos a dirigir. En función de eso, podemos seleccionar más temas en español o en inglés, por ejemplo. Pero el estilo siempre se mantiene constante”.
Generalmente, se viven rupturas dentro de  los distintos grupos de  música, ¿se  ha dado el caso en el vuestro o continuáis Francisco, Iván, ‘Juani’, Jacobo y  Matías?
”Se puede decir que el núcleo del grupo somos Ángel, ‘Juani’ y yo, que hemos estado ahí desde el día uno. Y es verdad que durante algunos años hemos compartido escenarios con otros amigos. Pero si en alguna ocasión hemos tenido que contar con otros músicos nunca ha sido por ninguna ruptura, sino por incompatibilidades de algún componente con el ritmo del grupo. En la actualidad contamos con David en la batería y espero que por mucho tiempo porque además de ser un gran baterista es un tipo genial y ha encajado con nosotros desde el primer día”.
¿Qué  sentís cada  día que  os subís al escenario?
Yo por mi parte puedo decir que siento mucha ilusión y que sigo poniéndome nervioso cada vez que subimos a un escenario. Incluso minutos antes, ya estoy absorto, pensando en cada detalle de lo que llevamos preparado para ese día. Pero los mejores sentimientos no son los que sentimos antes de empezar, sino durante el concierto y al terminar. Toda esta aventura no tendría sentido de no ser por la satisfacción de haber conseguido alegrar durante unos minutos a aquellas personas que disfrutan escuchando nuestras versiones”. 

Realizado por: Francisco Javier Zambrana Durán (@neyfranzambrana/Francisco Zambrana).

Fotografías de GEA. – Todos los derechos reservados.