(Francisco Javier Zambrana Durán – Alhaurín de la Torre)

Mónica tiene que repostar, como mínimo, dos veces en semana en Alhaurín de la Torre. En cada una de estas, gasta 20 euros. “Y se me acaba en nada”. Apenas le dura tres días. Todo el día bajando y subiendo desde Málaga le hace tener que volver muy a menudo a su gasolinera de confianza. Quizá ahorrar escasos céntimos por litro no sea su mayor preocupación cuando lleva prisa, pero sí a final de año cuando hace los cálculos. Cinco céntimos multiplicados por cientos son varios euros que marcan la diferencia entre quedarse junto a casa o acercarse al Arroyo de Zambrana.

Por comodidad, quizá, reposta cada mañana en el mismo punto. No compara precios, ni conoce el aspecto de la calidad del producto. Lo importante, siempre, es llegar puntual al punto al que desea acudir, porque el trabajo así lo marca. Cada mañana observa el cartel de coste de su estación de servicio de confianza, y cree que puede que siempre sea el mismo precio. Pero este cambia. Lo hace cada poco tiempo, dependiendo del día, la hora, incluso la estación en la que se encuentre. Un céntimo arriba, un céntimo abajo.

Pero Mónica no se percata. Y paga sin conocer el porqué.


¿Por qué varía el precio de la gasolina según el lugar? 

El precio de la gasolina o diésel depende en todo momento de la cantidad de aditivos que posea el producto en venta. En base a estas sustancias que ayudan a alargar la vida del vehículo en cuestión, la empresa subirá o bajará el precio de venta al público. Sin embargo, todos los carburantes están obligados a cumplir unos mínimos de calidad, independientemente del precio que decidan marcar, ya que el combustible es, en su origen, igual para todas las empresas, tal y como explica el diario Público en un reportaje publicado en mayo del 2019, y son estas las que introducen distintos componentes que ayuden a enriquecer el producto final.

Según un reportaje publicado en la sección de motor del diario ABC en abril de 2018, las marcas mantienen en secreto la fórmula utilizada para mejorar la gasolina y el diésel, y ofrecen distintas alternativas de mayor o menor precio para que la persona decida la calidad que desea en su vehículo. La diferencia entre un gasóleo de calidad y otro que no lo tenga es el número de cetano, cuyo mínimo debe ser 46. En España, todos los que se encuentran en venta superan el 51, por lo que no existe problema con el diésel que se comercializa por muy barato que sea.

Es por ello por lo que la diferencia principal en el precio del combustible radica en el número de aditivos y en el personal del que disponga el establecimiento. En Alhaurín de la Torre, según ha podido comprobar este periódico, la mayoría de las presentadas poseen personas encargadas de atender al cliente en el momento de repostar, y, a pesar de ello, el precio oscila notablemente entre una y otra.


 

Un precio distinto en cada gasolinera:

Diario Alhaurín ha comparado cinco de las principales estaciones de servicio utilizadas por los alhaurinos para efectuar una comparación de precios. Las diferencias observadas destacan, especialmente, entre dos grupos principales: las dos Shell y las otras tres gasolineras. El coste del combustible, que varía en cada una de ellas, es presentado en el siguiente gráfico interactivo en el que se pueden conocer cada uno de los precios con exactitud para comparar cuál es la más adecuada en base a la calidad que la persona interesada desee en su vehículo.

En el siguiente gráfico pueden seleccionar cada una de las gasolineras pulsando en ellas y descubrir los precios de los distintos carburantes.

 


Un precio distinto en cada Shell:

La empresa Shell posee dos gasolineras en el municipio, ambas situadas en posiciones estratégicas como Santa Clara y junto a la Avenida de Ceuta. Sin embargo, cada una posee un precio completamente distinto en cada uno de los carburantes que ofrece. Mientras que en la primera el precio del diésel puede oscilar y alcanzar los 1,259 o 1,269 euros, en la segunda se mantiene en 1,217 euros.

Junto a ello, destacan distintos precios en el resto de productos ofrecidos para repostar. En la siguiente imagen interactiva ofrecemos la posibilidad de compararlos deslizando el cursor que se sitúa en el centro del cuadro.

Shell de Avenida Ciudad de Ceuta a la izquierda, y Shell de Santa Clara a la derecha


Una brecha entre Hidrocarburos y Las Américas y BP:

La gasolinera BP es una de las que mayor cantidad de clientes registra al día. Al encontrarse en el paso del pueblo hacia la zona de Pinos de Alhaurín, aglutina gran cantidad de personas que acuden al trabajo por la mañana, que vuelven de él por la tarde, o que salen a distintos municipios en algún momento concreto del día. Paradójicamente, es la más cara de todas. La gasolina asciende hasta 1,369 euros, y llega a ser hasta 6 céntimos más cara que en E.S. Las Américas, y 5 que en Hidrocarburos Alhaurín.

El servicio es el mismo en cada una de ellas, exceptuando el de cafetería más amplio que poseen Las Américas, recientemente inaugurado hace escasos meses, e Hidrocarburos, sin embargo, el precio, que depende de la cantidad de aditivos, oscila de forma pronunciada. En la siguiente sucesión de imágenes pueden ser comparadas las cantidades y su respectivo coste.


Precios asequibles en comparación con la capital:

En cualquier caso, pese a las distintas cantidades que presentan las empresas en el municipio alhaurino, el precio sigue siendo competente. En la provincia de Málaga, según recoge en su base de datos el ‘comparador de precios y estadísticas de gasolineras’ del diario ABC, el diésel más caro de la provincia se reposta en el kilómetro 147,5 de la A-45 en CEPSA, por un precio de 1,329 euros, empatado con otras dos de la misma empresa de la AP-7B. Por otra parte, el más barato se encuentra en Petroprix (gasolinera low cost asentada en la Costa del Sol) de la Avenida Rey Juan Carlos I, con un precio de 1,127 euros.

En cuanto a la gasolina, la más cara corresponde a GALP en Carretena CN-340 Nueva Andalucía (kilómetro 173), con un precio de 1,429 euros el litro, y la más barata a SCA Virgen Oliva en Mollina, con un precio de 1,197 euros el litro.


Nota: Este diario no tiene afán alguno de patrocinar a ninguna de las empresas que han sido protagonistas, y únicamente elabora el reportaje con la intención de demostrar la diferencia de precios en cada una de las cinco estaciones de servicio que fotografió. Los datos mostrados fueron obtenidos el sábado 21 de diciembre de 2019 entre las 19:30 y las 20:30 en las gasolineras mencionadas.


Realizado por:Francisco Javier Zambrana Durán (@neyfranzambrana/Francisco Zambrana/franzambrana.com).

Fotografías de Francisco Javier Zambrana Durán. – Todos los derechos reservados.

Print Friendly, PDF & Email