Alcaldes y concejales de toda España de municipios adheridos a este organismo, al que pertenece Alhaurín de la Torre, debatieron en Granollers una hoja de ruta para cumplir con los compromisos de desarrollo sostenible de la Cumbre de París
La Red Española de Ciudades por el Clima, organismo dependiente de la FEMP (Federación Española de Municipios y Provincias) al que pertenecen más de doscientas entidades locales, incluida Alhaurín de la Torre, ha celebrado su X Asamblea General, en la que se ha debatido una hoja de ruta para cumplir con los compromisos de desarrollo sostenible de la Cumbre de París y la adaptación de los municipios al cambio climático. La concejala de Medio Ambiente del Ayuntamiento alhaurino, Marina Bravo, ha tomado parte activa en este encuentro, ya que además participó en las reuniones previas para organizar dicha asamblea, que ha tenido lugar en Granollers.
El objetivo principal era definir las futuras líneas de actuación de esta Red, que, después de diez años de funcionamiento, quiere definir el papel que deben desarrollar los municipios y provincias para alcanzar los objetivos alcanzados en el pacto de París. Además, en el transcurso de la asamblea se han tratado temas como la reducción de emisiones en el entorno local, los campos de eficiencia energética, la movilidad sostenible o la gestión de residuos. “El futuro pasa por tomar conciencia y llevar a cabo todas las acciones necesarias para cambiar conductas, modificar leyes y adaptar las ciudades a un modo de vida más sostenible, descarbonizando la economía”, ha explicado Marina Bravo, quien estuvo acompañada por la técnica del área, Ana Rosa Luque. Por parte de Málaga también estuvieron presentes los alcaldes de Álora y de Coín, José Sánchez y Fernando Fernández respectivamente. “La lucha contra el cambio climático y políticas de adaptación y mitigación al cambio climático son también un camino de la economía”, ha añadido la también diputada provincial.
Marina Bravo, quien este mismo año pasó a formar parte de la Comisión de Medio Ambiente de la FEMP, recuerda que Alhaurín de la Torre también firmó en su día el Pacto de Alcaldes contra el Cambio Climático, todo ello en el marco de fomentar las políticas de desarrollo sostenible en el municipio. En este sentido, hay que reseñar medidas implantadas por el Ayuntamiento alhaurino en los últimos años, entre ellas el Plan de Optimización Energética (POE) o el Plan de Instalación de Tecnología LED de bajo consumo en la Red de Alumbrado o el Plan de Movilidad, que ahora se encuentra en fase de redacción, todo ello en coordinación con el Área de Eficiencia de Recursos que dirige Salvador Herrera. 
Además, la Concejalía de Medio Ambiente ha desarrollado campañas de concienciación, aprovechando las celebraciones mundiales del Día del Medio Ambiente o del Día de la Energía, entre otras. El II Plan Estratégico de Alhaurín de la Torre, aprobado en mayo de este año, también establece una serie de líneas estratégicas orientadas a luchar contra el cambio climático: favorecer la eficiencia energética, gestión del agua y gestión de residuos. “También estamos midiendo la huella de carbono en Alhaurín y la Diputación está actualizando los planes de energía sostenible de varios municipios, incluido el nuestro”, ha agregado Marina Bravo, quien se ha felicitado además de que Alhaurín de la Torre tenga cada vez más peso en las organizaciones municipalistas, como la Red Española de Ciudades por el Clima, la propia FEMP y la FAMP (Federación Andaluza de Municipios y Provincias), cuyo vicepresidente es el alcalde, Joaquín Villanova.
En la foto: José Sánchez, alcalde de Álora; Marina Bravo, concejala y diputada provincial de Medio Ambiente; Ana Rosa Luque, técnica de Medio Ambiente de Alhaurín de la Torre; y Fernando Fernández, alcalde de Coín.

Print Friendly, PDF & Email