La segunda mitad del XXXI Rallye Gibralfaro ha comenzado con un  retraso de 23 minutos sobre el horario oficial debido a la demora sufrida en los vehículos asistenciales de la organización de la prueba en llegar desde los  tramos de la mañana a los de la tarde. Un ligero contratiempo que se ha solucionado, por parte de Dirección de  Carrera, anulando el tiempo dispuesto para el último de los reagrupamientos de la prueba.  La tarde comenzaba amenazante en forma de lluvia y, aunque el preciado líquido elemento hizo acto de  presencia en algunas zonas de los trazados de Casarabonela y Alozaina, no cayó con la suficiente cantidad para  empañar el broche final del rallye.  En el Campeonato de España de Vehículos Históricos y tras el ecuador de la prueba, los dos primeros  clasificados provisionales llegaban por la corta renta de unos escasos 31 segundos entre ellos, una diferencia a  favor del dúo Alonso/Belzunces sobre la dupla Arana/Kobeaga. La otra pareja en litigio se encontraba algo más  descolgada de la cabeza de carrera a casi 1 minuto.  Empezaban fuertes los tripulantes del Peugeot 309 GTI 16v, Arana/Kobeaga, marcando el mejor tiempo  en Casarabonela 2, recortando unos escasos 4 segundos a Dani Alonso, líder provisional hasta el momento. Nuevo  paso, el segundo, por el trazado de Alozaina donde Ander Arana vuelve a marcar “scratch” y le recorta a su máximo  oponente, Dani Alonso, otros 2 segundos por lo que la renta entre ellos se quedaba en 25 segundos de diferencia  a favor del cántabro del Ford Sierra Cosworth.  Tras este penúlimo bucle de la 4ª sección, vuelta a las asistencias a preparar los vehículos para afrontar  la 5ª y  última sección del rallye; otro paso, y definitivo, por los tramos de Casarabonela, en su versión larga, la de  18,56 Kms. y por el de Alozaina, que darían el carpetazo final a esta edición de la prueba malacitana. La gran  sorpresa la daban Arana/Kobeaga en el penúltimo tramo al imponerse con bastante autoridad sobre Dani Alonso  con una diferencia de 26,2 segundos por lo que pasaban a liderar la prueba, a falta de un solo tramo para concluir  la misma, por una ventaja de 1,2 segundos . El último paso por Alozaina, y del rallye, lo ganaban Alonso/Belzunces  por tan solo 1 segundo sobre Ander Arana, distancia insuficiente para volver a liderar y ganar en la cita malacitana,  con lo que el duo Arana/Kobeaga ganaban esta edición por la corta renta de 0,2 segundos. El tercer peldaño, a  47,2 segundos de los vencedores, lo coparon los integrantes del espectacular Ford Escort RS 1800, Xesús  Ferreiro/Xavier Anido.  En el andaluz de asfalto todo hacía presagiar un nuevo triunfo de Pedro David Pérez, el que hubiese sido  el tercero consecutivo de la presente temporada. A falta de recorrer el último tramo del rallye, se encontraba con  la cómoda ventaja de 03:45 segundos respecto a su inmediato perseguidor, Óscar Gil.

La lucha por el segundo peldaño ha deparado un precioso duelo por los dos equipos aspirantes a  adueñarse de él. Los pasajeros del Citröen C2 R2, Óscar Gil y Carlos Chamorro llegaban al ecuador del rallye como  segundos provisionales con una diferencia sobre los integrantes del Porsche GT Rallye Cup de Pedro Cordero y  Alicia Rodríguez de 17 segundos. En un continuo “toma y daca” se fueron peleando entre ellos por el ansiado  peldaño del podio final. En el primer tramo de la tarde, Cordero le recorta a Gil 12 segundos y le reduce la distancia  a 6 segundos. En el siguiente tramo, antepenúltimo de la carrera, Cordero vuelve a imponerse a Gil por 11,5  segundos y le arrebata el segundo puesto por la corta diferencia de 5,5 segundos. El nuevo paso, segundo por  Casarabonela, deparaba el sorpresón de la rapidez de Gil que se impone a Cordero por 12,1 seg, recuperando así  la segunda plaza provisional con un crédito de 6,6 segundos sobre el del Porsche. Tenían que jugársela en el último  tramo. Pero aún no había nada decidido.  Cuando todos daban al dúo David Pérez/Alberto Chamorro vencedores absolutos, su Porsche sufría una  rotura de motor a mediación del último tramo para la conclusión de la prueba dejando un enorme reguero de aceite  sobre la calzada por lo que Dirección de Carrera decidía neutralizar el tramo.  En una primera clasificación final, los comisarios dieron como vencedores del rallye a la dupla de Pedro  Cordero/Alicia  Rodríguez,  seguidos  por  Óscar  Gil/Carlos  Chamorro  y,  como  terceros,  el  tamdem  Carlos  Rodríguez/David Ortega. Tras una posterior reclamación del Gil/Chamorro, los comisarios rectificaban y daban  como vencedores a la pareja del Citröne C2‐R2, Óscar y Carlos; como segundos a Pedro y Alicia y, terceros, Carlos y  David. Un lamentable error que quitaba la victoria a los justos vencedores para, posteriormente devolverla. Lo que  no han podido devolver a Óscar y Carlos es su momento de gloria en lo más alto del podio final.         DEPARTAMENTO DE PRENSA           31 RALLYE GIBRALFARO

Print Friendly, PDF & Email