image

Numerosos jóvenes y adultos participaron en el pasacalles y en la posterior fiesta en la Casa de la Juventud, que se convirtió en un Hospital del Terror. Gran calidad y originalidad en los disfraces. Los mejores recibieron un premio

Alhaurín de la Torre se transformó otro año más en un pueblo ‘terrorífico’ para celebrar la Noche de Halloween, una fiesta que goza cada vez de más aceptación en nuestro municipio y en toda España. Vampiros, brujas, fantasmas, esqueletos, muertos vivientes, monstruos y diablos tomaron las calles y la Casa de la Juventud, convertida en un divertido Hospital del Terror, del que disfrutaron tanto niños como adultos.

image

Mucho ambiente en la localidad desde por la tarde, cuando se iniciaba el habitual pasacalles, con salida desde el colegio Isaac Peral. Cientos de personas con disfraces, muchos de ellos muy originales y de gran calidad, se dedicaron a ‘asustar’ a los numerosos vecinos y curiosos que acudieron a presenciar este escalofriante recorrido, que generó algún sobresalto, pero sobre todo muchas risas entre un público que disfrutó de lo lindo. No solamente hubo muchos jóvenes, sino también adultos disfrazados que quisieron tomar parte en esta celebración tan especial.

image

El pasacalles terminó en la Casa de la Juventud, donde a las nueve de la noche comenzaba el ya tradicional pasaje del terror, que esta vez estaba inspirado y decorado como un hospital lleno de sorpresas y monstruos. El espectáculo estaba organizado por el Área de la Juventud, con la colaboración del Área de Turismo y Fiestas, los Corresponsales Juveniles y la cafetería Poppins. El precio de la entrada (que incluía una consumición de refresco) era de dos euros, y la fiesta se prolongó hasta pasada la medianoche.

image

Como viene sucediendo desde que se celebra Halloween, se realizó un concurso de disfraces para los mejores. Se premió al bebé más terrorífico (de 0 a 3 años, con un premio de un vale-consumición en Poppins); al niño de 3 a 14 años mejor disfrazado (mismo premio); al mejor disfraz joven (de 14 a 31 años, con un premio de un viaje de un día a Sierra Nevada), y al mejor disfraz de adulto (con un premio de dos entradas para el SPA Municipal).

image

La fiesta estuvo amenizada con música de DJ y muchas sorpresas. El alcalde, Joaquín Villanova, acompañado del concejal de Juventud, Prudencio J. Ruiz, y otros ediles del equipo de gobierno, quiso acercarse para presenciar este original  espectáculo, que se ha convertido en una cita ya habitual del calendario festivo en Alhaurín: ”Una noche realmente divertida en la que me ha gustado mucho ver los bares y restaurantes del pueblo llenos de gente. Enhorabuena a la Concejalía de Juventud y a todos los voluntarios que han hecho posible una noche como esta”.

image