Al final de la prueba se entregaron también los premios finales del Campeonato Provincial, con el joven alhaurino Alejandro Pérez en lo más alto del podio

El remodelado Circuito Municipal de Radiocontrol volvió a acoger la tradicional carrera del polvorón, que alcanzó su décima quinta edición. El torneo fue organizado por el Club Radiocontrol Alhaurín de la Torre con la colaboración del Área de Deportes del Ayuntamiento. La competición se desarrolló ayer domingo en una intensa jornada, tras las fases clasificatorias que tuvieron lugar el sábado. Más de 60 pilotos procedentes de los mejores clubes andaluces disputaron la dinámica prueba en las especialidades de Nitro (gasolina) y Eco (eléctricos). El club local participó con 40 pilotos en la suma de las distintas categorías.

En la modalidad de Nitro, se impuso Juan Carlos Canas por delante de Alejandro Pérez y de Zacarías Villalba. En ECO, de nuevo Juan Carlos Canas subió a lo más alto del cajón, secundado por Zacarías Villalba (nuevamente en el podio) y de Alberto Peláez.

La carrera es única en España por la peculiaridad que se lleva a cabo en la entrega de premios, donde los trofeos son cajas de mantecados y productos navideños.

Tradicionalmente, al final de la carrera, son entregados también los premios finales del Campeonato provincial. El alhaurino Alejandro Pérez recogió el premio de campeón después de una magnífica temporada.

Prudencio J. Ruiz, concejal de Deportes del Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre, felicitó a los ganadores y al propio club por el enorme trabajo que están realizando: “Es muy gratificante ver la ilusión que cada temporada pone nuestro club de radiocontrol en la organización de competiciones, desde locales hasta nacionales. De hecho en enero disputaremos el campeonato de España que se tuvo que suspender hace un mes por la lluvia. Enhorabuena a su junta directiva y también a los pilotos”.