El equipo alhaurino ha trabajado duro esta semana para frenar la agonía de no saber lo que es puntuar en esta nueva temporada. Más allá de la táctica o el físico, además, tras el entrenamiento del jueves hubo cena de equipo en el propio Blas Infante, pabellón donde se disputará el encuentro de mañana, que contó con la plantilla, el cuerpo técnico, miembros de la directiva y el presidente del club, Jorge González. Porque tener aprendidas las jugadas de estrategia y/o estar en buena forma física es importante, pero más aún estar unidos por un bien común: ganar.

Y no hay duda de que conseguir ese bien común siempre es más fácil con el apoyo de los tuyos. Hacía tiempo que no se veía un ambiente tan cálido en El Limón como hace dos semanas contra Peligros. La afición respondió a la llamada del club en su debut liguero y su papel fue crucial para mantener al equipo amarillo en la lucha durante los cuarenta minutos de partido. Mañana cambiará el escenario (Blas Infante), pero esperemos que ni siquiera las columnas del pabellón eviten ver y disfrutar de la primera victoria del curso.

Bujalance, que vuelve al grupo V de la Segunda División B, llega a Alhaurín sin desvirgarse aún. Tres derrotas en tres partidos, aunque, eso sí, ante rivales de gran nivel, en especial Ceutí y El Ejido; el restante es Sporting Constitución, que ha cuajado un inicio de temporada realmente bueno. Sobra decir que el conjunto cordobés vendrá dispuesto también a sumar los tres puntos para poder salir de los puestos más bajos de la tabla.

De igual forma que hace dos semanas, os esperamos mañana, a las 18:00 horas, en el Blas Infante para, con vuestra ayuda, conseguir la victoria. Los convocados para el encuentro son: Luna, Plácido, Gonzalo, Hueso, Mini, Juanillo, Ramón, Olea, Pillo, Claudio y Rodrigo. Se caen por lesión Chechu, que todavía no ha podido debutar, y Álex Sanz y, por motivos personales, Raúl.