Este fin de semana he tenido el placer de disfrutar no solo de un fantástico viaje a tierras Madrileñas y Castellanas, ver uno de los musicales, el mas longevo en cartel de nuestros teatros, El Rey Leon, ni  degustar suculentos manjares en las diferentes comidas que pudimos deleitarnos, no, de lo que mas he disfrutado ha sido de la posibilidad de aprender y saber de tantas y tantas vivencias que nuestros mayores, fuente de saber, llevan en los  “discos duros” de su vida.

Print Friendly, PDF & Email