DSC00742 [640x480]El diputado en el Congreso Joaquín Villanova y el alcalde de Coín defienden el Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) y afirman que de no existir se habría colapsado la economía y desbocado el paro.

El diputado en el Congreso por la provincia de Málaga y alcalde de Alhaurín de la Torre, Joaquín Villanova, y el presidente del PP de Coín y regidor de esa localidad, Fernando Fernández Tapia, han defendido en rueda de prensa el llamado ‘Fondo de Liquidez Autonómico’ (FLA) que en marzo de 2012 puso en marcha el Gobierno presidido por Mariano Rajoy para pagar a los proveedores de las administraciones autonómicas y locales de toda España. En total, en los tres programas que se han venido llevado a cabo desde entonces, el Ejecutivo ha destinado una suma total de 76.000 millones a 4.500 ayuntamientos y 14 Comunidades Autónomas, a fin de satisfacer la deuda acumulada con 230.000 proveedores de bienes, servicios y productos, recogida en ocho millones de facturas. De esos 76.000 millones, 35.000 van dirigidos a las autonomías y el resto, 41.000 millones de euros, a los consistorios.
Villanova y Fernández-Tapia han sido claros en su análisis: de no haberse producido esta triple oleada de inyección financiera por parte de la Administración Central, la situación habría sido catastrófica para decenas de miles de autónomos y pymes, el paro sería cinco puntos superior al nivel actual y habrían corrido peligro las competencias de Educación, Sanidad, Plan de Dependencia y otros muchos servicios públicos. ”Desde el minuto 1 de tomar posesión, el presidente Rajoy ha trabajado para arreglar el desastre al que nos había abocado Rodríguez Zapatero, el cual acaba de reconocer en sus memorias que, hasta tres veces, Europa había requerido el rescate total de nuestro país, que nos había llevado a la quiebra, porque la deuda comercial de las administraciones hacía insostenible el tejido comercial”, ha subrayado el presidente popular de Coín.
Villanova ha recordado que, fruto de esa ”nefasta política económica del PSOE, heradada por Mariano Rajoy”, la deuda pública roza el billón de euros en toda España, duplicando los niveles de 2007, calificada por el presidente del PP de Alhaurín de la Torre como ”infernal”. El FLA nace como iniciativa, por tanto, del Gobierno Rajoy, porque ni ayuntamientos ni comunidades autónomas cumplían sus obligaciones de pago con los proveedores, lo que causaba un endeudamiento ”bestial y en cadena” de unos profesionales, empresarios y autónomos con otros. Por contra, ”ahora con Rajoy empieza a haber atisbos de recuperación, confianza y solvencia”
Villanova, en su calidad de diputado ha defendido estas cifras ”aun a pesar de que en mi pueblo no nos hemos tenido que acoger al plan de pago, gracias al saneamiento de nuestras arcas, que tiene un remanente de casi 10 millones de euros”’, y, para más inri, con otros tres millones de euros que la Junta de Andalucía aún ”nos adeuda’ y que no sabemos cuándo pagará”.
A este respecto, el alcalde de Coín también ha denunciado que el Gobierno andaluz debe a este municipio una suma de 700.000 euros por varios conceptos que son de competencia exclusiva de la Junta y que ha tenido que adelantar el consistorio. En contraste, el FLA ha destinado casi 13 millones de euros a la localidad de Coín en dos oleadas, lo que  ha permitido en parte reconducir su maltrecha economía, ”también herencia socialista”.
A nivel provincial, la comunidad que preside Susana Díaz adeuda a los ayuntamientos malagueños menores de 25.000 habitantes un total de 33 millones de euros, que se dispara varios millones más con las deudas a los grandes municipios.
”No entendemos cómo Andalucía se ha acogido al FLA pero no ha aplicado ajustes a su propia estructura administrativa, y luego le carga el muerto de los recortes en Sanidad, Educación y Dependencia a Mariano Rajoy”. Un ejemplo: la Junta gasta 5.000 millones de euros anuales en su sector empresarial (fundaciones, empresas públicas, observatorios), que es en general ”muy poco productivo”, a pesar de sus 26.000 empleados ”a dedo”. Se trata de una suma que supera ampliamente el gasto en Sanidad, Educación y Dependencia. Además, el Gobierno andaluz tiene 3.300 millones de euros de deuda financiera, que hay que ir solventando a razón de 9 millones de euros al día. ”Y mientras, se cargan las políticas activas de empleo: escuelas-taller, ALPEs y, ahora, los nuevos Yacimientos de Empleo”, ha concluido Fernández-Tapia.